Previa

Un Montakit Fuenla que cumple 600 prueba al invicto Valencia Basket

El Valencia Basket intentará mantener su increíble racha de triunfos contra un Montakit Fuenlabrada que quiere ganar en su partido 600 en Liga Endesa

Popovic y Urtasun vuelven a Valencia (ACB Photo/A. Vicente)
© ACB Photo / A.Vicente
  



Valencia, 11 Dic. 2015 (EFE).- El Valencia Basket recibe en la décima jornada de la fase regular de la ACB al Montakit Fuenlabrada que, tras ser colista la pasada campaña, está ahora instalado en la zona media de la clasificación y ante el que defenderá su liderato y su condición de invicto.

El conjunto valenciano ha ganado hasta ahora los dieciocho encuentros oficiales que ha disputado esta campaña entra la Liga y la Eurocopa, aunque en este torneo el pasado miércoles sufrió más de lo esperado para imponerse en la pista del Umana Reyer Venecia.

Si consigue dos triunfos más y alcanza la cifra de veinte encuentros sin perder, el equipo valenciano igualaría el mejor arranque de una temporada de su historia que protagonizó en la campaña 1999-2000.

Con todo, tras haber conseguido ya sus primeros objetivos en el torneo europeo, una victoria ante el Montakit Fuenlabrada dejaría su clasificación para la Copa del Rey prácticamente encarrilada y reforzaría sus opciones para acabar la fase regular entre los cuatro primeros y ser así cabeza de serie en cuartos de final.

Uno de los objetivos del choque será, a diferencia de lo que pasó en Italia, que tanto Guillem Vives como Antoine Diot puedan controlar el ritmo del encuentro e imprimir el más conveniente para los intereses de su equipo, algo que no lograron en ese último partido.

Para este encuentro, el técnico Pedro Martínez mantendrá la baja del base belga Sam Van Rossom pero contará con doce jugadores pues tras la renovación del escolta islandés Jon Stefansson el pasado jueves, el club ha confirmado que mantendrá trece fichas, una más de las que se pueden inscribir en los partidos.

Enfrente tendrá un rival que aunque aún no ha ganando ningún encuentro como visitante, se ha hecho fuerte en su casa y al haber vencido en cuatro de los cinco choques que ha disputado ante su público se ha situado cómodamente en la parte tranquila de la clasificación.

Entre sus principales referencias destacan especialmente dos ex jugadores del conjunto valenciano, el base croata Marko Popovic y el escolta navarro Álex Urtasun.

El Montakit Fuenlabrada disputará su partido número 600 en la Liga Endesa en Valencia. La peor visita posible para intentar celebrar con un triunfo el sexto centenario de encuentros en la máxima competición del baloncesto español para un Fuenlabrada que vive un buen momento, con cuatro victorias en nueve jornadas -su mejor arranque en los últimos cuatro años-, pero que afronta su particular 'cuesta de diciembre'.

El conjunto que dirige José Ramón 'Jota' Cuspinera se encuentra en una fase dura del calendario con la visita hace dos jornadas al Barcelona (derrota 76-66), la victoria el pasado sábado frente al Bilbao (79-75) y próximos compromisos contra el Valencia, el Obradoiro, Laboral Kutxa o, ya en enero, Gran Canaria y Real Madrid.

Conscientes de que los rivales que les esperan no son sus contendientes directos en la clasificación, en el club madrileño -que transita en la novena posición, a una victoria de los puestos que dan acceso a la Copa del Rey- tratarán de arañar alguna victoria y, sobre todo, continuar progresando y dando buena imagen.

"Tenemos en mente un número, las doce victorias. Llevamos cuatro, cada una que sumamos nos da el subidón y nos permite seguir aspirando a alcanzar esas doce; cada derrota es una losa"
, aseguró Cuspinera tras la victoria ante Bilbao.

Para obtener ese objetivo de doce triunfos que les aseguren la permanencia, el Fuenlabrada seguirá manteniendo como eje principal la defensa -está entre los siete conjuntos que menos puntos recibe-, la anotación repartida -hasta cinco jugadores con más de ocho puntos de media por partido- en un equipo que, con Cuspinera, se está acostumbrando a la transición rápida defensa-ataque.

Por otra parte, los madrileños deben progresar en sus dos grandes problemas esta temporada: el cierre del rebote defensivo y el acierto en los tiros libres, la suerte que les dio la victoria la pasada jornada gracias a la inspiración del croata Marko Popovic, pero en la que se desempeñan muy mal, solo mejor que el Unicaja.

El equipo madrileño, que tan solo ha obtenido dos victorias en sus 17 visitas a la Fuente de San Luis, llega con todos sus jugadores en perfecto estado de revista. Cuspinera tendrá que elegir un descarte entre los 13 jugadores de su plantilla, que en las últimas jornadas ha sido el escolta Jorge Sanz.

Por su parte, el conjunto 'taronja' que dirige Pedro Martínez, con una impresionante tarjeta de dieciocho partidos ganados sin derrotas entre ACB y Eurocopa, tiene la duda del base belga Sam Van Rossom que arrastra un esguince de rodilla, y recuperó esta semana al alero serbio Vladimir Lucic. El escolta islandés Jon Stefansson festejará ante su público su renovación hasta final de temporada.