Crónica

Un Unicaja de récord pulveriza al Delteco GBC (114-88)

El Unicaja venció al Delteco GBC por 114-88 en un partido en el que estableció récord histórico de club en triples (20, a uno del tope absoluto en Liga Endesa) y su mejor registro como local (114, a uno de su anotación más alta liguera). Nedovic, con 32 puntos y 37 de valoración, en su versión más salvaje

ACB Photo / M. Pozo
© ACB Photo / M.Pozo
  

Málaga, 11 mar. 2018 (EFE).- El Unicaja ganó 114-88 al Delteco GCB en un partido en el que los malagueños pulverizaron a su rival y, con una incontestable diferencia de 26 puntos, superaron su récord histórico de anotación en casa con 114 puntos -la anterior marca era de 112- para afianzarse en la quinta plaza de la Liga Endesa.

El Unicaja se repuso de sus malos resultados en la Euroliga, con dos derrotas seguidas, y encadenó su segunda victoria en la competición nacional con un aplastante triunfo gracias a sus veinte triples anotados y a un exultante Nemanja Nedovic (32 puntos).


Los cajistas acusaron al principio la baja del pívot georgiano Giorgi Shermadini. El Delteco GBC le buscó las cosquillas en la pintura y le salió bien la estrategia, pues en los primeros compases puso contra las cuerdas a los de Joan Plaza gracias a su juego interior dominado por Michael Fakuade (5-9, m.4).

Pero la ventaja de los vascos no fue más allá y los andaluces se hicieron dueños del parqué con un festival de triples incluido y Alberto Díaz y Sasu Salin como protagonistas (20-12, m.7). Además, el serbio Nedovic desató la locura con su entrada a la pista, pues cambió por completo la dinámica local (30-19, m.10).

La buena racha siguió latente en el segundo tramo y los verdes se impusieron en todos los planes al Delteco GBC, ya que fueron mejores en triples y en rebotes -área que los vascos dominan a la perfección- para ampliar su renta (37-25, m.13).

La afición malagueña disfrutó con el juego de su equipo, que sumó a base de triples, con un Nedovic en estado de gracia, y se olvidó de los fantasmas de la Euroliga, hasta el punto de que el segundo cuarto fue casi un monólogo del equipo de Plaza (59-41, m.20).

Tras el descanso no varió ni un ápice la tónica del encuentro, el Unicaja se mostró intratable y firmó doce puntos con tres triples de Salin y otro de Carlos Suárez, que no perdonaron los errores en la defensa exterior del Delteco GBC (71-49, m.25).

Los cajistas llegaron todavía más lejos y el serbio Nedovic, a base de triples, alcanzó los 20 puntos a falta de 3 minutos para entrar en el último cuarto (79-56, m.27).

En pleno desconcierto de los guipuzcoanos, el Unicaja estuvo tan enchufado y tan acertado en los triples que en el tercer cuarto igualó su récord en un partido -17 tiros anotados desde la línea de 6'75- y se fue al último tramo con una ventaja de 87-63.

En él, el cuadro malagueño siguió acumulando récords al anotar Nedovic el triple número 18 del partido, superar también la barrera de los cien puntos y colocar en el marcador un contundente 103-76.

En los minutos finales, los cajistas no bajaron su intensidad y se quedaron a un solo triple de batir el récord de la Liga Endesa, que es de 21 en un encuentro, aunque firmaron una apacible victoria (114-88).

114 - Unicaja (30+29+28+27): Alberto Díaz (9), Salin (12), Dani Díez (8) Brooks (9), Augustine (6) -cinco inicial-, Okouo (5), McCallum (7), Rosa (2), Milosavljevic (8), Nedovic (32), Waczynski (9) y Suárez (7).

88 - Delteco GBC (19+22+22+25): Kenny Chery (10), Salvó (16), Fakuade (8), Swing (5), Norel (7) -cinco inicial-, Agbelese (9), Van Lacke (-), Pérez (6), Oroz (5), Pardina (9) y Clark (13).

Árbitros: Perea, Castillo y Martínez. Sin eliminados.

Incidencias: Partido correspondiente a la vigésima segunda jornada de la Liga Endesa, disputado en el Palacio de Deportes José María Martín Carpena ante 6.780 espectadores.