Artículo

La juventud de Santana y Martí pide paso en Zaragoza

Pese a que ambos han debutado ya en la Liga Endesa, los dos jóvenes jugadores de Tecnyconta Zaragoza quieren aprovechar su crecimiento e impulso en la LEB Oro para hacerse un hueco en el equipo. Garra y ambición que ambos comparten y compaginarán con el aprendizaje de primera mano de alguno de sus ídolos en el mundo del baloncesto

Foto Basket Zaragoza
© Basket Zaragoza
  



Zaragoza, 28 Ago. 2018.- Ansiando volver a competir en las pistas de la Liga Endesa, Fabio Santana se muestra entusiasmado con el hecho de regresar a la elite: "Estoy muy ilusionado y agradecido por la oportunidad", reconoce el director de juego. "Llevamos una semana trabajando duro, con mucha carga táctica y tenemos que estar muy concentrados", asegura sobre la exigencia física y mental de estos primeros días de trabajo.

Unas jornadas en las que Fisac ya ha dejado claro que quiere una defensa dura. Característica en la que encaja bien Santana: "Soy un jugador defensivo que intenta meter intensidad y energía al equipo para dirigir y jugar rápido en ataque". Unas características que se complementarán con las de sus compañeros en el puesto de base. "Bo es un jugadorazo. Lo he admirado desde pequeño y estoy deseando que llegue para aprender de él", confiesa. "Carlos es muy joven e inteligente, juega ya como un veterano", destaca sobre el canterano rojillo.

Una sana competencia que el insular asume perfectamente: "Todos trabajaremos duro, haremos nuestro trabajo y Porfi se encargará de distribuir los minutos". Y es que el buen ambiente reina en estos primeros compases de la pretemporada. "Llevamos poco más de una semana y nos llevamos todos muy bien", confirma sobre el ambiente en el vestuario. "Además de buenos jugadores somos buena gente y la conexión está siendo genial", señala satisfecho. "Por ahora todo está perfecto".

Aunque unos años más joven, la trayectoria de Marc Martí hasta la Liga Endesa ha sido similar a la del canario: "La experiencia en Lleida me ha ayudado mucho y ahora quiero aprovechar esta oportunidad", admite el de Belianes. "Para Porfi no hay veteranos o jóvenes: si un jugador se lo gana va a jugar", descubre. "Así que voy a ir cada entrenamiento al cien por cien para conseguir minutos", promete motivado.

Y es que el Marc Martí de hoy tiene poco que ver con el que salió del filial rojillo hace dos temporadas: "He mejorado bastante física y mentalmente", asegura el ilerdense tras su paso por la LEB Oro. "Cuando sales de la cantera a un equipo profesional toca ganarse los minutos y eso me ha ayudado ahora para afrontar esta situación aquí", afirma con madurez.

Ahora, en su regreso a Zaragoza, el ala-pívot comparte el parqué con uno de sus ídolos: "Desde pequeño me he fijado mucho en Fran porque me gustaba cómo juega", confiesa ilusionado. "Ahora nos ayuda mucho, al igual que Seibutis, Nacho o Radovic", los dos ala-pívot con los que tendrá que competir cada semana. "Intento aprender de ellos en cada entrenamiento, pero también lucharé por quitarles minutos", insiste para terminar.