Artículo

Afrobasket: Egipto-Angola y Túnez-Mali en cuartos de final
El Afrobasket decide dos de sus series de cuartos de final: Egipto Angola y Túnez-Mali. Los angoleños y los tunecinos, candidatos al título final, sufrieron lo indecible para derrotar a la República Centroafricana y Marruecos respectivamente

La estrella egipcia, Assem Marei, celebra una acción del juego (Foto FIBA)

  • Egipto arrolla a Zimbabwe. No hubo historia en la primera serie de octavos de final del Afrobasket: Egipto se deshizo de Zimbabwe por 40 puntos (102-62), en un partido que dominaron de principio a fin, y en el que hasta cinco de sus jugadores llegaron a los dobles dígitos en anotación (Amin, Gendy, El Gammal, Shousha y Abdallah), pese al reparto de minutos. Egipto venía de ser líder en el Grupo C, después de ganar los tres partidos (a Camerún, Mali y Gabón), mientras que Zimbabwe se despide del torneo continental sin conocer la victoria. Los egipcios se enfrentarán en cuartos de final a Angola, vigente campeón.




  • Yannick Moreira, salvador angoleño (Foto FIBA)

  • Moreira salva a Angola in extremis. La campeona del último Afrobasket y eterna dominadora continental se salva de la eliminación. Yannick Moreira la salva. Angola (segunda en la primera fase con 2-1) sufrió lo indecible ante la República Centroafricana (tercera de su grupo, con 1-2), de la que no se despegó en ningún momento de partido. Pese a no poder contar con su gran estrella, Romain Sato, los centroafricanos a punto estuvieron de la gesta, de la mano de un enorme Max Kouguere (23 puntos y 7 rebotes), que hizo posible la locura final. Con 30 segundos, el contraataque de Kouguere era taponado; también el rebote ofensivo de Grebongo, pero el tapón era ilegal y la canasta subía al marcador (60-61). La Angola de Moncho López tenía tiempo muerto y balón. Su ataque, atascadísimo, sufrió para sacar un tiro. Morais erró, también Paulo en el intento de palmeo. Los centroafricanos intentaron alejar el balón lejos de su aro, pero Mingas se apoderó de él en campo defensivo y Moreira (16 puntos y 7 rebotes) acabó anotando la canasta a falta de 4 segundos. En el ataque final, Djimrabaye falló, impidiendo el sueño centroafricano y haciendo que Angola suspirara (62-61). En cuartos de final espera Egipto, reeditando la final de la pasada edición del Afrobasket




  • Boubacar Moungoro trata de desbordar a su defensor (Foto FIBA)

  • Mali, sin problemas ante Costa de Marfil. Mali, tercera del Grupo C, derrotó a Costa de Marfil (segunda del Grupo D), en los octavos de final del Afrobasket. El partido no tuvo historia, empezando con un 6-22 para los malienses en el primer cuarto que dejó ya el partido roto. La diferencia aumentaría al descanso hasta los 28 puntos. Tras el paso por vestuarios, los marfileños recortaron la diferencia hasta el 57-76 final, mientras los malienses repartían minutos entre todos sus jugadores. Boubacar Sidibe fue el máximo anotador de los vencedores, con 18 puntos, acompañado por los 12 del alero del Montakit Fuenlabrada Boubacar Moungoro. En cuartos de final, la anfitriona Túnez.




  • Mourad El Mabrouk, héroe tunecino en los octavos de final (Foto FIBA)

  • Túnez necesita dos héroes. Si Angola sufrió, lo de Túnez fue absolutamente agónico. Si Angola necesitó un salvador, Túnez necesitó dos. La anfitriona estuvo contra las cuerdas ante Marruecos, que tuvo el partido en sus manos en hasta dos ocasiones, pero terminó cayendo en la prórroga (69-68), en lo que podría haber sido la sorpresa del campeonato (los tunecinos venían de ilusionar con un 3-0 en la fase de grupos, y los marroquís todavía no sabían lo que era la victoria). Pero primero lo evitó Salah Mejri, el primer héroe. Con 20 segundos por jugarse y 55-56 para Marruecos, Michael Roll forzó la falta, pero solo anotó el segundo tiro libre, por lo que el partido quedaba en empate (56-56). Y cuando una enorme defensa parecía dejar sin tiempo a los marroquís, Zouita quedó solo debajo del aro. Entonces apareció Mejri, para aumentar la fama de muro que está logrando en este Afrobasket y colocarle un soberano tapón, que llevaba el partido a la prórroga, pues el tiro de Mourad El Mabrouk no entró. Segundo héroe: El Mabrouk. Porque la oportunidad le volvió a llegar en la prórroga. Con 66-68 para Marruecos y tres segundos por jugarse, anotó El Triple. Un momento mayúsculo para el baloncesto tunecino, que puso el 69-68 final (la jugada final marroquí no funcionó), evitando así la sorpresa del torneo y emocionando a un repleto pabellón, que seguirá viendo a los suyos en cuartos de final, ante Mali.





  • Las mejores jugadas del día

    ACB.COM

    Últimos artículos del autor



    © ACB.COM, 2001-