Artículo

Ondrej Balvin: El ángel de los aros
¿Qué tiene en común Ondrej Balvin con Maceo Baston, Kenny Green o Pau Gasol? Su nombre está muy arriba en un selecto club que preside Fran Vázquez y que podría tener nuevo presidente. El checo, adicto al mate, explica cómo dobló sus números en una 2º vuelta colosal que le hace mirar a la historia

ACB Photo / B. Pérez

Redacción, 26 Abr. 2016.- "Los ángeles pueden volar porque se toman a sí mismos a la ligera", escribió en una ocasión Gilbert Keith Chesterton. En Liga Endesa un jugador vuela más que el resto. En forma y fondo, en estética y cantidad. Y lo hace justo en el mejor momento de su carrera, cuando limpió su mente, cuando la gravedad le pesa menos.

Se llama Ondrej Balvin y no solo viene de protagonizar la mejor jugada del TOP7 KIA de la semana. Además, acumula 66 mates esta temporada, liderando este ranking ACB y doblando prácticamente los números del primero de sus perseguidores. Es otra liga. La suya, sencillamente, tiene que ver con la historia.

La historia que construyeron nombres tan míticos como Aaron Swinson, Ricky Winslow, David Benoit, George Singleton, Chandler Thompson, Henry Turner, Maceo Baston, Kenny Green o el mismísimo Pau Gasol. La historia que encumbró a Fran Vázquez como el mejor matador en una temporada, con un promedio que parecía imposible de rozar y que ahora Balvin amenaza en pleno idilio con el mate.

Mejores promedios históricos de mates en Liga Endesa
TemporadaJugadorPromedio
2008-09Fran Vázquez2,65
2001-02Maceo Baston2,5
1994-95Kenny Green2,43
1991-92Henry Turner2,34
2015-16Ondrej Balvin2,28
1989-90George Singleton2,27
1996-97Aaron Swinson2,18
2000-01Pau Gasol2,07
1989-90Ricky Winslow2,07
1990-91David Benoit2,02
1992-93Chandler Thompson2
1998-99Aaron Swinson2
1997-98Aaron Swinson1,97


"Me parece que debo hacer 5 mates por partido para superarle, ¿verdad?" Balvin tiene claras las cuentas para romper la marca de Fran. "Sería también superar el récord absoluto de mates en una temporada y lo veo muy difícil. Me parece muy difícil porque tuve varios partidos sin mate y ahí bajé la media pero deseo superarlo y no puedo decir que no lo voy a intentar. Claro que hace ilusión, a cualquier jugador le gustaría".

Las cuentas no mienten. Si sigue con su media actual será quinto. Si firma la media que lleva en la segunda vuelta será cuarto. Si promedia en estos 5 partidos finales 3,4 (17) podrá ser tercero, mientras que hacen falta 19 (3,8) para el segundo puesto histórico y, como bien dijo, 25 (5) para ser el máximo matador de la historia en una sola temporada. Y sí, parecería imposible para cualquier otro jugador, pero el protagonista es Balvin. Y Balvin acumula muchos hitos esta temporada.

En los últimos 7 años, el checo puede presumir de tener las dos mejores marcas de mates en un mismo partido. Hasta 7 veces se colgó del aro contra Real Madrid y otras 7 contra el Laboral Kutxa en el récord histórico del Baloncesto Sevilla, a solo 2 de la mejor marca nunca vista en ACB, la de Ricky Winslow.




Sus números en estas últimas 15 jornadas mejoran el promedio del propio Vázquez, alcanzando la mítica barrera de los 3 mates por encuentro. Y es que con 14 mates más, algo que conseguirá si sigue esa proyección actual, Balvin habrá sumado en un mismo curso el mismo número que en toda su carrera ACB. O, lo que es lo mismo, habrá machacado tantas veces en 34 partidos como en los 108 anteriores, que se dice pronto.


"Para mí es algo habitual y natural"

Tenía aún 12 o 13 años cuando Ondrej machacó por primera vez. "Era en un partido de la República Checa. Había un equipo cerca de mi ciudad que jugaba una competición mejor que la del mío y me invitaron para estar con ellos. En ese momento hice mi primer mate".

Y muchos llegaron por el camino, hasta el punto de que su primera canasta en Liga Endesa, allá por la 2011-12, fue en forma de mate. ¿Contra quién? "Mmm, ¡UCAM Murcia!", exclama, demostrando su buena memoria. "El año anterior había metido mi primer punto de tiro libre contra Valladolid, pero la temporada siguiente la primera canasta fue un mate contra ellos. Y el pase me lo dio, si no recuerdo mal, Txemi Urtasun".

ACB Photo / J. Bernal

Balvin no duda a la hora de recordar el más bonito de su carrera, con la Sub16 checa. "Salté desde el tiro libre y machaqué por encima de jugador, fue el mate de mi vida. Es que siendo más joven, saltaba más". Tampoco se lo piensa demasiado si le preguntan por el favorito de sus 146 en Liga Endesa: "Me quedo con el que le hice al Laboral Kutxa, contra Ilimane Diop".

Y es que, lo que más sorprende, es la sencillez con la que explica unos números que huelen a historia. Un día más en la oficina. "Para mí machacar es como meter una canasta, no es especial sino habitual. A lo mejor otros se motivan pero a mí me viene de forma natural, no pienso que sea algo increíble. Son dos puntos, los consiga con mate o con bandejita. Solo dos puntos".

El jugador del Baloncesto Sevilla explica que aún podría colgarse más veces del aro. O, al menos, eso le dicen sus propios compañeros. "Si tengo la suerte de machacar pues me alegro pero por mí mismo no es algo que busque. De hecho, lo buscan más mis compañeros. Si esoty cerca de canasta siempre me insisten en que tenga esa mentalidad de colgarme. Creo que todavía no estoy machacando lo que debería, aún tengo reservas", confiesa un jugador que no solo parece totalmente diferente al visto la pasada temporada. En esta misma, pasó de lo bueno a lo excelso sin avisar a nadie. Y su equipo lo nota.

Balvin al cuadrado

El chico nacido en Ústí nad Labem, donde los el Elba serpentea los "Montes Metálicos", donde la cercana Praga queda más lejos que la frontera alemana. La pequeña ciudad industrial, la primera propuesta, la llamada de Praga. Aquellos días en el USK Praha, sus primeros saltos hasta el infinito, sus brazos eternos. La evolución bajo el techo del "Gimnázium", las medallas de cada verano. Aquel torneo en Pedrajas de San Esteban donde Juanma Pino se enamoró de su potencial, convenciendo a su Baloncesto Sevilla. La tentación americana, la opción fuenlabreña. La decisión final. El Moldava transformado en Guadalquivir.

Satoransky otra vez de compañero. El misterio de sacar un billete de autobús, los días de EBA, el debut con el primer equipo. La timidez inicial, el crecimiento silencioso, el trabajo con Ocampo y Carrasco, la confianza de Aíto, la ilusión de 2014, la decepción de su último año. Los rumores de salida, la opción del Maccabi, las cenizas en pie, la resurrección perfecta. El nuevo Balvin.

"He cambiado mi mente. No era capaz de tener un partido con la cabeza libre, tenía problemas, pensaba en otras cosas. El año pasado estaba hundido, muy triste por la temporada, y le dije a mi agente que me encontrase algo para jugar, sin pensar en el dinero o en la calidad de la competición. Al final me quedé en Sevilla". Y no ha podido salirle mejor la apuesta en la que considera su segunda casa. "Estoy muy cómodo, con el entrenador, con la gente de club y con la ciudad. Es la mejor manera de olvidar la temporada pasada, ayudando a mi club al máximo, especialmente por los problemas que hubo en la anterior campaña que ya no se repetirán".

Si su inicio era prometedor, su segunda parte de la temporada ha sido escandalosa. Pura élite de la Liga Endesa. Su curso se puede dividir perfectamente en dos mitades, antes y después de la Jornada 14. Con poco más de 5 minutos por partido, Balvin prácticamente dobla sus números en puntos, tapones, mates y valoración. De pasar en tres ocasiones de la decena de puntos en este inicio liguero a quedarse solo tres veces por debajo de esa barrera en estos últimos 15 partidos. Balvin al cuadrado.

Las dos partes de la temporada de Balvin
CategoríaJ1-J14J15-J29
Minutos2227
Puntos6,712,4
Rebotes6,078,3
Tapones0,571
Mates1,43,06
Tiros de 2 (%)5472
Valoración9,619,2


ACB Photo/B. Pérez

La fórmula ya la tiene bien aprendida. "Antes del partido me relajo, me pongo música, la escucho y tengo la cabeza libre del todo, sin pensar en nada, solo en el encuentro que toca. No hay ningún truco más. He perdido peso y quizá esté más atlético. Trabajé mucho también con los preparadores físicos pero creo que la diferencia está en mi cabeza. Tras sufrir un año quería disfrutar al siguiente y lo estoy haciendo".

Balvin no tiene ante sí únicamente el récord de los mates a tiro. Sus números crecen como la espuma y, con ellos, su posición en cada ranking. Ahora mismo es líder en rebotes ofensivos (2,45), segundo en tapones (0,79), tercero en rebotes (7,24), cuarto en capturas defensivas (4,79) y sexto en porcentaje de 2 (65%), además de haber entrado en el Top15 en valoración, 13º, con 14,6 de media. ¿Y si logra liderar al final de campaña varios rankings a la vez? "Si hago historia te respondo en el momento de lograrlo, al final de temporada", comenta entre risas. "Me encantaría... pero queda mucho".

El pívot del Baloncesto Sevilla, una de las sensaciones ligueras en esta campaña, valora más su dulce momento echando la vista atrás. Y no le pierde vista al futuro. "Cuando lo pienso veo que he dado muchos pasos pero que me quedan muchos más. En verano ya decidiré, espero que el futuro sea bueno para mí y que me quede mucho para llegar a mis límites. A ningún jugador le gusta ponerse y creo que me queda mucho en lo que poder seguir superándome". Palabra de un Balvin que se coló en la historia. Volando, se llega más rápido. Es el ángel de los aros.

Daniel Barranquero
@danibarranquero
ACB.COM

Últimos artículos relacionados con Ondrej Balvin
Últimos artículos relacionados con C.D.B. Sevilla S.A.D.
Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-