Nota de agencia

Fallece a los 64 años Pat Summitt, pionera del baloncesto femenino en USA
La entrenadora estadounidense guió a la Universidad de Tennessee a ocho títulos nacionales durante sus 38 temporadas al frente del equipo y consiguió dos oros olímpicos con USA

Pat Summitt, celebrando un título de la NCAA

Redacción Deportes (EEUU), 29 Jun. 2016 (EFE).- La legendaria entrenadora Pat Summitt, pionera del baloncesto femenino, y miembro del Salón de la Fama, falleció este lunes a los 64 años de edad.

Summitt guió a la Universidad de Tennessee a ocho títulos nacionales durante sus 38 temporadas al frente del equipo, que tuvo que dejar al verse afectada por la temprana enfermedad de el Alzheimer.

La exentrenadora fallecida consiguió como entrenadora en el baloncesto universitario estadounidense una marca de 1088 victorias, la mejor en la historia de la competición masculina y femenina, a pesar que sólo lo pudo dirigir hasta la temporada del 2012.

Un año antes, ella había anunciado que padecía de demencia prematura debido a la enfermedad del Alzheimer.

"Es con profunda tristeza que anuncio la muerte de mi madre, Patricia Sue Head Summitt", declaró su hijo Tyler en un comunicado. "Ella murió pacíficamente esta mañana en el recinto para jubilados de Sherrill Hill en Knoxville (Tennessee) rodeada por aquellos que más la amaban".

Su hijo Tyler también destacó en el comunicado la gran batalla que dio su madre contra la enfermedad y la paz que podían encontrar al saber que ya no iba a cargar con el peso del terrible mal que le afectó.

Summitt fue nombrada como Entrenadora del Año de la NCAA en siete ocasiones y llevó a las "Lady Vols" de Tennessee a 22 semifinales nacionales durante sus casi cuatro décadas al frente del equipo universitario de baloncesto.

De sus ocho campeonatos nacionales, tres fueron consecutivos entre 1996 y 1998. Sus equipos ganaron 16 torneos de la Conferencia Sudeste y llegaron al torneo nacional durante 31 años seguidos, algo sin precedentes en la competición universitaria.

Para muchos, Summitt se convirtió en la cara más visible del deporte femenino universitario desde que se decretó el Título IX en 1972, demostrando desde el comienzo que las mujeres podían ser exitosas dentro del campo al igual que los hombres.

El primer contrato que Summit firmó con Tennessee fue de 8.900 dólares ( 8.045 euros) y en la temporada del 2008-09 recibió una compensación de 1,4 millón de dólares ( 1,2 millón de euros).

Bajo la dirección de Summitt la selección femenina de Estados Unidos consiguió dos medallas de oro olímpicas.

Diversos deportistas reconocidos de todas las modalidades a través de sus páginas sociales rindieron tributo a la memoria y excelencia de Summitt.

Mientras que todas las jugadoras que estuvieron bajo sus programas dentro de la universidad y en el equipo nacional olímpico manifestaron su tristeza por el fallecimiento de Summitt, a la que consideraron como la mejor entrenadora que habían tenido, pero también a una excelente persona que les cambió sus vidas para bien con el apoyo, ayuda y orientación que siempre les dio.




© ACB.COM, 2001-