Artículo

Milos Vujanic: El negrísimo 2005 que cambió la vida de un gran talento
Considerado uno de los bases más talentosos de Europa, su carrera cambió radicalmente en 2005, cuando sufrió dos roturas de rodilla prácticamente consecutivas que minaron su talento


ACB Photo / J. Bernal

Redacción, 28 Oct. 2016.- El mayor miedo del jugador medio no es el fracaso, o la derrota. Son las lesiones. Solo hay que ver el caso de Milos Vujanic, al que dos roturas de rodilla casi consecutivas le cambiaron radicalmente su papel en el mundo de baloncesto: de ser considerado el mejor base de Europa a ser uno más, un buen director de juego, pero nunca tan decisivo como antes. Todo sucedió en el año 2005, y parte de ese drama lo pudimos ver aquí en España.

Pero rebobinemos un poco más. Nacido en Loznica, una localidad fronteriza al noroeste de Serbia, desde siempre Vujacic debutó por su increíble talento para el baloncesto: 1,92, visión de juego, tiro exterior maravilloso, improvisación y control mezclados. Eso sí, su ‘florecer’ auténtico, tras un par de años en el Estrella de Roja, se produjo en su ‘eterno rival’, el Partizan, adonde llegó en el 2001.

Conoce su historia de la mano de Javier Ortiz, en Endesa Basket Lover
Últimos artículos relacionados con Milos Vujanic



© ACB.COM, 2001-