Nota de agencia

El Real Madrid recibe al Galatasaray sin fiarse de su teórica debilidad
El Real Madrid recibe este jueves al Galatasaray en el Barclaycard Center (21:00 horas), en un duelo en el que el conjunto blanco no se fía de la teórica debilidad del conjunto otomano

Madrid, 2 nov. 2016 (EFE).- El Real Madrid se enfrenta con el Galatasaray, que no conoce la victoria en la presente Euroliga, ante el que se mantiene invicto en los cuatro partidos en los que se midieron con anterioridad, por lo que la confianza puede ser su peor enemigo.

La profusión de partidos, será el sexto choque del Real Madrid en dos semanas, el cansancio acumulado y la falta de recuperación junto a los números favorables ante el Galatasaray es un gran caldo de cultivo para la confianza y, consecuentemente, una autopista hacia el fracaso.

Foto Euroleague/Getty

El Real Madrid y su entrenador, Pablo Laso, lo saben y tratarán de poner remedio ante un equipo que quizá no esté dando la medida real de sus posibilidades pero que tiene una plantilla llena de calidad y centímetros que puede despertar en cualquier momento.

Sin victorias en Europa después de haberse enfrentado en casa a CSKA Moscú (84-109), Estrella Roja (83-85) y Fenerbahce (87-103) y de haber perdido como visitante ante el Maccabi Tel Aviv (98-92), el Galatasaray es el equipo que más puntos recibe en la competición (98.75 de media).

Sin embargo, el equipo de Ergin Ataman ha fichado mucho y bien, manteniendo a tres jugadores clave como Vladimir Micov, Sinan Guler y Blake Schilb y arropándolos con muchos fichajes de calidad como Emir Preldzic, Alex Tyus, Deon Thompson, Tibor Pleiss, Austin Daye y Jon Diebler.

Tras ganar la Eurocup de la pasada temporada el equipo turco ha fichado mucho y bien, sin mirar la economía, y quizá solo necesita un poco de tiempo para ajustar una maquinaria que se presume eficaz y potente.

En la Liga turca, el Galatasaray sólo ha perdido un partido en cuatro jornadas, como el Fenerbahce y el Darussafaka Dogus y está en el segundo escalón tras Anadolu, Besiktas y Banvit que están invictos.

El Real Madrid comprobó ante el Tecnyconta Zaragoza lo que puede ocurrir si no entra en la pista con el máximo de energía y concentración. La clasificación actual del Galatasaray puede llamar a engaño y llevar a equivocaciones.

Además, el hecho de que el domingo se juegue el Clásico en Barcelona ayuda a que el partido contra el Galatasaray quede como en tierra de nadie, que no se le dé la importancia que tiene y que se pierda una opción de victoria, algo que en la máxima competición europea puede ser muy grave al final, dada la tremenda igualdad que reina.

Laso: "Sería estúpido no aceptar que estamos ante un gran equipo"

Pablo Laso, entrenador del Real Madrid, no prestó demasiada atención a las cuatro derrotas del Galatasary en las cuatro jornadas disputadas de la Euroliga y afirmó que "sería estúpido no aceptar que estamos ante un gran equipo".

"El Galatasaray ha competido en los cuatro partidos y en todos ha tenido opciones de ganar, con lo que sería estúpido no aceptar que estamos ante un gran equipo que ganó la Eurocup por algo y que ha mejorado la plantilla. Si tuviéramos una pizca de confianza en este partido nos equivocaríamos gravemente", dijo Pablo Laso.

"Estamos a principio de temporada y en nuestro caso igual hemos perdido el que no pensábamos perder, contra el Baskonia en casa. Esta Euroliga no permite pensar que hay partidos fáciles, sería absurdo", añadió.

El entrenador del Real Madrid pasó revista respecto al estado físico de sus jugadores. "Felipe Reyes no entrenó ayer por fiebre y el resto entrenó bien. Hoy están todos y cuento con todos. Así es que bien", comentó.

Tres días sin partido casi es un mundo para un equipo al que se le acumulan los compromisos. "Tenemos la sensación de que hemos podido descansar un poco y trabajar algunos conceptos. Cargas un poco las pilas. Nos ha venido bien y ahora tenemos un partido contra un equipo lleno de jugadores capaces de anotar canastas, que no ha ganado ningún partido, pero que sabe jugar al baloncesto", observó Laso.

El técnico madridista hizo un somero repaso por los puntos fuertes del Galatasaray. "Tienen dos jugadores por fuera que están en muy buena forma: Dentmon (Justin), que ya lo conocemos de su época en el Zalgiris, es muy anotador, puede hacer tiros y penetrar y Guler (Sinan), que ha cobrado mucha importancia en su juego y es un poco el faro del equipo y el que lleva el ritmo incluso más que los bases. La batería de jugadores en los puestos de tres, cuatro y cinco igual es de las mejores de la competición. Todos tienen peligro. Focalizar todo en un aspecto del juego no sería justo", comentó.

"Es un equipo que gana la Eurocup y piensa que con la nueva competición tiene que reforzarse. Mantiene jugadores como Micov (Vladimir), Schilb (Blake) y Guler. Juegan mucho tiempo los tres y son los que mejor conocen la filosofía de Ataman (el entrenador). Es normal que con tanto fichaje necesiten un poco de tiempo para acoplarse", siguió Laso.

El Galatasaray es, de momento, el equipo que más puntos recibe con una media de 98,75 puntos por partido. "Reciben mucho, pero también anotan mucho. Nuestra idea de partido no deben cambiar. Se habla que somos un equipo ofensivo pero dependemos de nuestra defensa, de nuestro rebote, de nuestra posibilidad de correr. Muchas veces hay que ser capaces de adaptarte a los que ellos son capaces de hacer. No podemos entrar en un intercambio de canastas ante un equipo tan anotador. Por eso creo que la defensa volverá a ser un aspecto fundamental. Pero para poder defender bien también debes hacer grandes ataques", sugirió Laso.

El entrenador habló de la importancia de todos sus jugadores, independientemente de que brillen más o menos en el aspecto ofensivo. "Para mí no es una estrella el que meta 20 puntos, para mí es una estrella el que deja a su defendido en cero puntos. Para mí, como entrenador, hay jugadores estrellas que se pueden ir con cero puntos. Todos son imprescindibles y estrellas, unos más sacrificados, otros más anotadores, depende", subrayó.

En ese sentido, el mate que falló Jeffery Taylor ante el Tecnyconta Zaragoza no deja de ser una anécdota. "Es una putada fallar un mate así. Yo no fallé ninguno en mi carrera -Pablo Laso mide 1,78 metros-. Habla muy bien del equipo que cuando falló todos se levantaran para animarle, porque todos valoran el trabajo defensivo que hace", apuntó.

Laso prefirió no pensar en el FC Barcelona Lassa con el que se enfrentará en Liga Endesa el próximo domingo.

"No me interesa mucho el Barça en estos momentos, sólo el Galatasaray", concluyó Pablo Laso.

Últimos artículos relacionados con Real Madrid C. De F.



© ACB.COM, 2001-