Artículo

Road to March Madness (III): Últimos billetes para el gran baile
Última semana de NCAA antes del gran March Madness. Semana de torneos de conferencia y momento para confirmar candidaturas al título, posibles revelaciones del torneo final de la NCAA... y últimos candidatos a estar en el cuadro final de 68. Es la Champ Week, la última oportunidad para conseguir un billete para el gran baile: el March Madness

Dennis Smith Jr., con la universidad de NC State (Foto: NC State)

Redacción, 7 Mar. 2017.- Quedan cinco días para conocer a los 68 equipos que disputarán esta temporada el torneo final de la NCAA. Un March Madness que volverá a dejarnos momentos inolvidables, sorpresas más que inesperadas y un único gran campeón. Y un año más, el March Madness estará huérfano de algunos de los mejores talentos futuros de la NBA. El gran candidato a número uno del Draft, Markelle Fultz (Washington), o un posible Top3 como Dennis Smith (NC State), se juegan sus últimas opciones (y remotas) de vivir la competición más salvaje y trepidante del mundo del baloncesto.

Ben Simmons, flamante primer puesto del pasado Draft de la NBA, no tuvo tampoco esta posibilidad la campaña pasada tras una temporada más que decepcionante de su LSU. Y no es el único gran nombre que no ha disputado el March Madness, un problema al alza que inquieta a la NCAA. En la modesta Fresno State, todo un Allstar como Paul George no pudo llegar a disputar este torneo final en el que tampoco han estado otros nombres como Damian Lillard (cayó en la final de conferencia en su último año en Weber State y no pudo jugar el Madness en ninguna de sus tres temporadas en los Wildcats), Nerlens Noel (su decepcionante Kentucky no logró clasificarse en su único año en NCAA), Alex Len (el ucraniano y su Maryland no entraron en el cuadro final en ninguna de sus dos temporadas en la NCAA) o Kentavious Caldwell-Pope (no pudo meter a su Georgia en el Madness en ninguna de sus dos temporadas).

Y Markelle Fultz será, salvo milagro, el siguiente de esta lista. La temporada de los Washington Huskies ha sido horrible, con un balance de 9-21 y únicamente 2 victorias en 18 partidos en la Pac12. Su presencia en el March Madness es más que indefendible y tan sólo un más que épico (y casi imposible) título en el torneo final de conferencia (empiezan ante USC y, en hipotético caso de victoria, serían el rival de la temible UCLA en cuartos) evitaría la gran ausencia de Fultz, que acabará la temporada con magníficas cifras en lo individual: 23.3 puntos, 5.9 rebotes y 6 asistencias de media.



El caso de Dennis Smith, en cambio, es más complejo. Los números del joven base, con 18.5 puntos, 4.5 rebotes y 6.3 asistencias, pueden ser insuficientes en la irregular temporada de North Carolina State, que ha acabado la fase regular con un balance de 15-16, siendo únicamente capaces de vencer en 4 de los 18 encuentros de la ACC (una de ellas, en la dificilísima cancha de Duke). Registro que, en condiciones normales, dejaría fuera del March Madness a cualquier candidato.

Sin embargo, la presencia de un posible Top3 del Draft como Dennis Smith nos hacen ser cautos aún a la hora de descartar su participación. Si NC State es capaz de llegar a las semifinales de la ACC (eso implicaría derrotar a Clemson y a Duke), podría entrar a última hora en las quinielas del March Madness. E históricamente, la NCAA ha tratado con mucho cariño a candidatas con potenciales futuras estrellas de la NBA. Nombres como Myles Turner (Texas), Marcus Smart (Oklahoma State), TJ Warren (en su último año, su NC State entró tan a última hora que disputó el First Four) o Kevon Looney (en su momento, uno de los mejores talentos universitarios en la prestigiosa UCLA) acabaron entrando en el torneo final de la NCAA de forma sorprendente a última hora, aunque, en todos estos casos, con mejor balance que esta North Carolina State.



Miles Bridges es otro de los nombres que se juega mucho esta semana. Un portentoso alero de gran carácter y mucho talento que podría colarse en el Top10 del próximo Draft gracias a sus 16.6 puntos y 8.3 rebotes. La temporada de su Michigan State ha sido compleja y difícil, con un balance de 18-13. Tom Izzo ha vivido una construcción prácticamente desde cero de un nuevo proyecto y esta Michigan State ha pecado de irregularidad e inexperencia, siendo capaz de perder contra la modesta Northeastern y solo poder ganar dos de los nueve partidos a domicilio que ha disputado. Sin embargo, si los Spartans cumplen en el próximo torneo de la Big Ten (se enfrentarán en octavos al ganador del Penn State-Nebraska y, en caso de victoria, se jugarían el pase a semifinales contra Minnesota) serán uno de los 68 equipos del cuadro final.



Caso parecido vivirán tanto Robert Williams como Ivan Rabb. El primero, compañero en Texas A&M del español Eric Vila, es un prodigio físico a ambos lados de la pista. Su espectacular 2’23 de envergadura le permite dominar cerca del aro, erigiéndose como un excelente defensor y un feroz finalizador. Pero los Aggies tienen un registro de 16-14, con un 8-10 en una debilitada SEC, algo que nos hace ser pesimistas a la hora de valorar sus opciones de March Madness. Texas A&M deberá derrotar a Vanderbilt y a Florida para llegar a semifinales de la SEC, algo que podría volver a incluirles en las quinielas del Madness, aunque tan sólo el título les aseguraría el puesto.



Mismo caso para Ivan Rabb, uno de los interiores más completos de la próxima clase de Draft. Un 2’10 de gran inteligencia, potencial eficacia desde el perímetro y fantástico repertorio técnico, especialmente en el poste bajo. Rabb ha firmado 14.3 puntos y 10.6 rebotes de media en su segundo año en California, pero los Golden Bears están más fuera que dentro del March Madness en este momento. Las derrotas en Colorado o ante una pobre San Diego State ensombrecen aún más un registro en el que sobresale una única victoria de calidad en la cancha de USC. Sin embargo, los de Cuonzo Martin siguen vivos en las quinielas y una buena actuación en el torneo final de la Pac12 (podrían llegar a semifinales si derrotan a Oregon State y Utah) les podría dejar dentro del torneo final de la NCAA.




La semana más importante de la vida de Jorge Bilbao

Jorge Bilbao puede poner la guinda a su último año en Texas Arlington con un billete al March Madness. Algo que, en su modesta conferencia Sun Belt, tan sólo concede el título de campeón del torneo final. Los Mavericks han sido el mejor equipo de la conferencia hasta ahora, pero deben confirmar su dominio levantando el título final de campeón en el torneo final. Capaces de vencer en casa de toda una Saint Mary’s y rozar la victoria en Arkansas, esta Texas Arlington es capaz de sorprender a más de uno si acaba clasificándose para el March Madness.

El que se ha quedado a las puertas de vivir este trepidante torneo es Francis Alonso. Con 28 puntos, el malagueño firmó su mejor partido en UNC Greensboro en la gran final de la Southern Conference, pero no pudo evitar esta pasada madrugada la derrota de sus Spartans ante East Tennessee State (79-74). Los Buccaneers fueron mejores en la segunda mitad y contrarrestaron la enorme explosión anotadora de Alonso, que acabará esta temporada con 15.2 puntos de media en su segundo año universitario.



La mala suerte se cruzó con la Valparaiso del español Jaume Sorolla. Los Crusaders eran el gran favorito para levantar el título en la Horizon, liderados por un Alec Peters extraterrestre (posible top20 del Draft pese a ser de último año con 23 puntos y 10 rebotes de media). Pero este candidato a ser el jugador del año en la NCAA se ha lesionado la pierna y no ha podido participar en un torneo final de conferencia en el que Valparaiso cayó en cuartos ante Milwaukee.

Y tampoco estará en el March Madness un increíble Sebas Saiz que ha agigantado sus números (y su juego) en su última temporada universitaria. 15.1 puntos y 10.9 rebotes ha firmado de promedio el madrileño en una Ole Miss que ha completado un registro de 19-12 y que necesitaría una gran machada en la SEC (estar en la final podría meterles de nuevo en las quinielas) para disputar el torneo final de la NCAA.

El único español (salvo sorpresa de última hora) que vivirá el March Madness será el canario Joshua Tomaic en Maryland. No obstante, el canario no ha disputado ni un solo minuto en su primer año en los Terrapins.

Muchas incógnitas por resolver en la última semana de competición antes de la gran locura. Semana para confirmar candidatos al título nacional, sorpresas de última hora y últimos billetes a un tren que partirá este próximo domingo, cuando se conocerá el cuadro definitivo de los 68 equipos que vivirán este curso el March Madness, la competición más salvaje del planeta.

Gerard Solé
@gsole14

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-