Artículo

Aíto, en Tirando a Fallar: "No descarto nada en el futuro"
Aíto García Reneses pasó por Tirando a Fallar y reconoció que no siguió en Gran Canaria por la dureza de los viajes, pero no descarta "nada en el futuro, ni entrenar ni gestionar"

Aíto, con Vicente Azpitarte (Tirando a Fallar)

Redacción, 4 Abr. 2017.- Turno esta semana para uno de los Tirando a Fallar más especiales de los últimos años, con la visita del maestro Aíto García Reneses a los estudios de esRadio para, durante una hora, y junto a Vicente Azpitarte, director del programa, José Manuel Puertas, y Antonio Rodríguez, repasar las mejores anécdotas de una carrera incomparable, en la que el madrileño hizo de todo por el baloncesto. Hubo tiempo también para analizar sus puntos de vista respecto a muchos temas de actualidad, y en los que el ex entrenador de Barcelona, Unicaja, Joventut, Baloncesto Sevilla o Herbalife Gran Canaria, dejó más de un titular de lo más sabroso.

Así, durante su año sabático, García Reneses admitió que no es ni mucho menos el final de su carrera, por la que sigue manteniendo la ambición necesaria para trabajar. “Nunca me ha pasado que no me apeteciera entrenar. No seguí en Gran Canaria porque es muy duro estar allí, las horas de vuelo, de aeropuertos... Y tuve que parar. Lo que están haciendo ellos y Tenerife tiene mucho mérito”, señaló. Una etapa, la de entrenador, que ya se vislumbraba desde sus años de jugador. En este sentido, admitió que “como jugador no rectificaba al entrenador, sí colaboraba con él. Los jugadores con personalidad lo hacen".

Respecto a su visión del baloncesto actual como espectáculo, reconoció algo que es poco menos que un secreto a voces: no le gustan las cámaras en los tiempos muertos, algo que, en su opinión, ha derivado en que "los tiempos muertos ahora son más falsos, porque al jugador no le gusta que le digas qué hace mal en público y al final los gastamos en hablar de jugadas, algo que es poco útil". Y es que Aíto siempre ha estado preocupado por la evolución de su deporte, llegando incluso a diseñar algunos de los primeros marcadores de posesión que se usaron en España, una anécdota que recordó en la entrevista al admitir que “diseñé unos marcadores electrónicos más baratos que los que se importaban de fuera, que eran eléctricos y más complejos".

En lo que a sus planes de futuro se refiere, el madrileño dejó abiertas todas sus opciones: “no descarto nada a futuro, ni entrenar ni gestionar. Pero siempre ayudando al futuro del baloncesto”, afirmó. Eso sí, cuestionado sobre si una hipotética oferta del Barcelona le haría replantearse su año sabático, resultó tajante al descartarlo, afirmando que “excepto en el Cotonificio nunca he entrado en un equipo a mitad de temporada. Me gusta crear un proyecto". Lógicamente, durante el programa se habló mucho de sus años en la Ciudad Condal, de los que el entrenador recordó que “conmigo siempre era un fracaso llegar a la Final 4 y no ganarla. Ahora los tiempos han cambiado”. Sobre los motivos de su tensa relación en aquellos años con un sector de la prensa, García Reneses no dudó en afirmar que el problema venía de sus años en Badalona: “cuando en el Joventut o el Cotonificio ganábamos al Barcelona, la prensa amiga de jugadores del Barça se posicionó en mi contra”, esgrimió.

Y es que la de Aíto es una carrera casi inmejorable, que le ha permitido pasearse por muchos de los grandes banquillos de la geografía española, y codearse con los mejores proyectos que ha dado el baloncesto nacional, desde Gasol a Navarro pasando por Porzingis o Ricky Rubio. En esta línea, el técnico se mostró orgulloso de su currículo, señalando que “antes contaba a los que entrenaba e iban a la selección. Ahora a los que son 3, 4 y 5 del draft”. Sobre los jugadores que ha entrenado en su carrera, destacó la “inteligencia excepcional” de Ricky Rubio y, respecto al carácter de Rudy Fernández, admitió que “es como es y siempre ha sido así”.

Nunca estuvo, eso sí, en el Real Madrid, aunque reconoció en esRadio que tuvo la oportunidad: “el Madrid me ofreció la oportunidad cuando estaba en el Joventut. Pero la verdad es que no podía dejarles en la estacada”, recordó.

Son sólo algunas de las reflexiones durante casi una hora de una leyenda del baloncesto español, que pasó por Tirando a Fallar dejando, como siempre, cátedra sobre su enorme sabiduría, labrada en más de cinco décadas al lado de una canasta.

Tirando a fallar

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-