Artículo

Efecto K, segunda parte
Como ya hizo en Bilbao hace 6 años, Katsikaris revivió a un equipo nada más llegar. El UCAM Murcia suma más victorias (6) en sus 10 partidos en el banquillo que en los 17 anteriores (5). La defensa funciona, el fortín vuelve, los secundarios despiertan y el UCAM Murcia parece otro. Así funciona el Efecto K

ACB Photo / Alberch


Redacción, 20 Abr. 2017.- "Hemos trabajado duro para recuperar nuestra identidad, la que nos ha traído hasta aquí y que logramos con mucho trabajo. Recuperarla es lo más importantes". Fotis Katsikaris no sabía cómo hacer para olvidar la severa derrota en la cancha del Movistar Estudiantes, en la que su UCAM Murcia encajó 109 puntos. Uno de esos tropiezos que, en ojos desmemoriados, eclipsaba todos los méritos previos, todos los vientos de cambio, todos los argumentos para volver a creer en el equipo.

Todo había empezado el pasado 23 de enero. En realidad, sin saberlo aún nadie, el pasado 11 de noviembre, cuando por sopresa el entrenador griego, ídolo en Murcia tras su campaña 2015-16 para la historia, fue destituido del Lokomotiv Kuban. Un par de meses más tarde, con el UCAM Murcia sin terminar de arrancar y con Quintana sin poder igualar los buenos resultados de antaño, se produjo la noticia: Fotis volvía al club.

"Considero al UCAM Murcia como una familia y aquí no ha cambiado nada. Ha sido una decisión muy fácil, que hago con el corazón", señalaba en la rueda de prensa de su presentación, con solo 5 victorias y 12 derrotas y el descenso amenazando. El diagnóstico resultó sencillo. Pero aplicarlo siempre cuesta: "Tenemos que resetear nuestra cabeza y ser positivos. Debemos sacar lo máximo que podamos de cada jugador. Hay muy buen equipo, me gusta. Es un grupo que puede ser fuerte, duro y encontrar una identidad".

"Es una situación complicada, pero hay que tener fe, trabajar y creer. Tenemos que mirarnos a nosotros mismos y ver cómo recuperarnos. Es la clave para salir de esta situación. Jugando de manera simple, tanto en defensa como en ataque, sin extravagancias, recuperaremos la confianza en el grupo y en cada uno", añadió aquel día. Casi tres meses después, ya se puede decir que la fórmula le ha funcionado.

(ACB Photo/Arrizabalaga)


Al nivel de los mejores

En las diez jornadas con Fotis Katsikaris al frente del equipo, el UCAM Murcia ha sumado 6 victorias, por solo 4 derrotas.

Solo cuatro equipos presentan mejor balance de victorias que el conjunto murciano en este tramo liguero. Desde la Jornada 19, únicamente Valencia Basket, Herbalife Gran Canaria, Baskonia y Unicaja han mejorado los resultados de un UCAM Murcia que está a la altura de Real Madrid, Barça Lassa, Iberostar Tenerife y Movistar Estudiantes, el otro euqipo que empuja hacia arriba en esta segunda vuelta.

Por el contrario, conjuntos como Real Betis Energía Plus e ICL Manresa, rivales directos en aquel momento en la lucha por la permanencia, han sumado hasta 5 victorias menos que los de Katsikaris.

Clasificación desde la Jornada 19
EquipoBalance
Valencia Basket8-2
Herbalife Gran Canaria8-3
Baskonia y Unicaja 7-3
UCAM Murcia, Real Madrid, FC Barcelona Lassa, Iberostar Tenerife y Movistar Estudianes6-4
Rio Natura Monbus Obradoiro5-5
Divina Seguros Joventut5-6
MoraBanc Andorra4-6
Montakit Fuenlabrada3-7
Tecnyconta Zaragoza3-8
Real Betis Energía Plus y ICL Manresa1-9


ACB Photo / J. Bernal


El camino de la defensa

Curiosamente, los números en ataque son una fotocopia a los de antes de la llegada de Katsikaris. Si, entonces, durante ese 5-12 de balance el UCAM Murcia anotó una media de 80,05 puntos por encuentro, en estos 10 partidos, con un 6-4 favorable, el promedio anotador es calcado: 80,1, solo 0,05 más por duelo.

La diferencia está en la defensa. Antes de la llegada de Katsikaris, el equipo recibía 83,3 puntos de media por choque, mientras que ahora esa media se ha reducido a una mucho más baja: 75,4. Una diferencia de 8,9 puntos por partido que explica que el equipo haya obtenido más victorias (6) en estos últimos 10 partidos que en los 17 anteriores, en los que se confomró con 5.

"En ataque no nos sobra mucho, así que tenemos que atacar al rival desde la defensa”, explicó esta misma semana Facu Campazzo en los micrófonos de Tirando a Fallar. El cambio de filosofía parece darles frutos.

(ACB Photo/J. Bernal)


Un local sólido...

Katsikaris regresó a casa con un difícil duelo frente al Real Madrid, en el que su UCAM Murcia no pudo dar la talla, encajando una severa derrota por 61-89.

"La imagen de mi equipo ha sido muy pobre y eso tenemos que cambiarlo, está muy claro. Me disgusta mucho ver a un equipo tan blando y con tantas dudas en defensa y en ataque. Hay que ser muy realistas y decir que jugamos esta competición para salvarnos", afirmó tras aquel partido, bastante desilusionado por la imagen ofrecida.

A partir de ahí, todo cambió, para alegría de una afición que siente que se ha levantado un nuevo fortín en casa. Lo descubrió el Betis Energía Plus (92-80), lo confirmó MoraBanc Andorra (77-53) y acabaron sufriéndolo también Iberostar Tenerife (79-68) y Montakit Fuenlabrada (99-62).

4-1 de balance como local, 4 triunfos seguidos, 21 puntos de diferencia media y un aviso a navegantes: ganar en Murcia costará mucho sudor.

(ACB Photo/Arrizabalaga)


... y un visitante que enseña colmillos

Hay dos formas de verlo. Una dirá que el UCAM Murcia, desde la llegada de Katsikaris, ha sumado más derrotas (3) que victorias (2). Y el dato es cierto, claro, tanto como que la imagen del club, más allá del grave tropiezo en la pista del Movistar Estudiantes (109-84), ha sido muy buena.

Y es que, en este tramo liguero, el UCAM Murcia no solo ha vencido en el Nou Congost al ICL Manresa (63-73) y en Miribilla al RETAbet Bilbao Basket (71-82), sino que, además, rozó el triunfo en Badalona contra el Divina Seguros Joventut (86-84) y en el Palau contra todo un FC Barcelona Lassa (73-70).

En total, dos victorias y otras dos derrotas muy ajustadas que, en caso de haber decidido a su favor, podrían ponerle el Playoff a tiro.

Tras el parón, aún mejor

El equipo había perdido por 86-84 en Badalona, contra el Divina Seguros Joventut, y el balance de Katsikaris era de 1-2 en esos 3 primeros partidos del griego al frente del UCAM Murcia.

Entonces, en rueda de prensa, reconoció lo importante que era el descanso que iba a afrontar el equipo. El calendario jugó a favor. "Mentalmente hay que hacer muy importante este paréntesis. Nos ha servido para perfilar muchos sistemas y tener más confianza en nuestro juego".

ACB Photo/J. Bernal


"Estoy seguro de que el domingo se verá un UCAM Murcia más agresivo y más intenso en defensa", añadió, cumpliendo su promesa en la pista, en un partido frente al Real Betis Energía Plus donde más allá del resultado final (92-80), hubo fases del encuentro en las que sus jugadores llegaron a mandar por 30 puntos (86-56). El cambio se había producido.

5 victorias en 7 partidos lo confirman. Este UCAM Murcia es otro.

Triunfos con simbolismo

Desde aquella derrota por 80-78 sufrida por el entonces denominado Zumos Juver Murcia en la cancha del TDK Manresa, el club empezó a escribir su propia historia de maldición en el Nou Congost. 17 visitas, 17 derrotas era el balance justo antes del primer partido liguero de Katsikaris en el equipo. Allí todo cambió, con un 63-73 que no solo sirvió para dar un golpe en la mesa, sino también para acabar con un gafe que duró más de un cuarto de siglo.

El segundo gran triunfo del UCAM Murcia lo logró frente al Iberostar Tenerife, que llegaba como líder y que acabó desplomándose tras el descanso ante el empuje y asfixia defensiva de los hombres de Katsikaris, que dieron la sorpresa (79-68) para empezar a mirar hacia arriba y confirmar el cambio de escenario en la zona noble de la Liga Endesa.

Por último, por si faltaba algo, el equipo logró este domingo su victoria más abultada en su trayectoria en Liga Endesa, con un 99-62 frente al Montakit Fuenlabrada tras arrasar de principio a fin, llenándose de confianza antes de las últimas 5 jornadas ligueras.

(ACB Photo / E. Cobos)


Campazzo, líder perenne

Como con Quintana, Campazzo es el líder del UCAM Murcia. Sin embargo, el paso al frente dado por otros jugadores ha permitido que el base pueda bajar un pistón. Empezando por su tiempo en pista, con 26 minutos de promedio ahora, y y terminando por la Facu-dependencia de un equipo que parecía incapaz de rendir sin una exhibición del argentino.

Se pudo ganar en Manresa con solo 5 puntos suyos y un 2/9 en el tiro, y se volvió a ilusionar contra el Iberostar Tenerife en su peor partido (0 puntos, 0/7 en el tiro, -1 de valoración), sin que el equipo se viniera abajo por ello. En cambio, el equipo voló cuando él volvió a vestirse de estrella, demostrando que el listón del UCAM Murcia está mucho más alto con Campazzo on fire.

Que le pregunten al Montakit Fuenlabrada. "Ha jugado su mejor partido. Ha estado muy concentrado atrás, cuando tenía que anotar ha anotado y cuando tenía que tomar decisiones también lo ha hecho. Además con cero pérdidas. Este es el jugador que queremos todos porque puede cambiar la imagen del equipo. Sobre todo por la energía que nos aporta". Palabra de Katsikaris.

ACB Photo/Arrizabalaga


Más de un paso al frente

Varios jugadores viven su momento más dulce del curso justo ahora. Es el caso de Antelo, que promedia 16,4 de valoración en las últimas 5 jornadas y exhibiciones como las ofrecidas contra MoraBanc Andorra (22) y Movistar Estudiantes (24).

También puede presumir de ello Llompart, cuyos 3 mejores partidos de la temporada fueron con Katsikaris en el banquillo, sumando 19 de valoración frente al Barça Lassa, 15 contra RETAbet Bilbao Basket y 13 frente al Iberostar Tenerife.

¿Qué decir de Baron? El americano dobla su media anotadora en los últimos tres partidos, con 14,3 puntos por cita, mientras que Radovic ha pasado de promediar 8 puntos a prometer 11 por duelo.

Por último, Kevin Tumba viene de hacer su mejor partido con la camiseta universitaria, con una exhibición defensiva que fue acompañada por números en la hoja de estadísticas: 9 puntos, 5 rebotes, 2 tapones y 15 de valoración.

ACB Photo / Javier Bernal


Con el vaso medio lleno

El UCAM Murcia se ha quedado en tierra de nadie a 5 jornadas para el final. Los de Katsikaris, con un balance actual de 11-16, están, exactamente, a 3 triunfos de zona Playoff y a otros 3 de plaza de descenso. Ellos prefieren ver el vaso medio lleno.

Estar en tierra de nadie no impide que la confianza del equipo sea total y el objetivo, uno. "Se ve que hizo falta que llegara Katsikaris para que pudiéramos demostrar que somos un gran equipo. Nadie nos quita la ilusión de ganar los cinco partidos que nos quedan", confesó Campazzo. Su opinión es compartida en el vestuario. "Todos los partidos que nos quedan son finales para nosotros y vamos a luchar por ellos. Queremos ganarlos", apuntó Kevin Tumba.

El calendario final, eso sí, es complicado. Visita al Rio Natura Monbus Obradoiro antes de recibir en casa al Tecnyconta Zaragoza para volver a viajar, esta vez a la pista del Herbalife Gran Canaria. El Unicaja será el último rival que visite pista murciana, para acabar cerrando la liga regular en la siempre complicada cancha del Valencia Basket. Ni siquiera así se intimidan, como demuestran las palabras de Radovic: "Estamos trabajando bien, no nos da miedo ningún equipo".

Katsikaris ha vuelto a actuar. Aquel que, en su día, sumó 8 victorias de forma consecutiva en Bilbao tras llegar también en enero al club vasco, ahora vive su secuela en uno de los lugares donde se siente más querido. Los resultados hablan. El Efecto K vuelve a mandar.

ACB.COM

Últimos artículos relacionados con C.B. Murcia S.A.D.
Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-