Artículo

Iker Ibarrola: La mala elección en su momento de un pívot ‘motero’
Decidió abandonar el baloncesto profesional bastante pronto, con 26 años: “Me salió una buena oportunidad como comercial en Pamplona y regresé"

Iker Ibarrola, en su época de jugador

Redacción, 26 May. 2017.- Iker Ibarrola escogió un lugar inadecuado para emprender su única aventura en la máxima categoría del basket español. Fue en el Murcia de la temporada 96-97, un equipo con numerosos problemas internos que solamente consiguió ganar seis encuentros (cinco en la liga regular y uno en el ‘playout’ frente al Xacobeo Ourense). Y aún así no acabó último, ‘superado’ por un aún peor Fuenlabrada.

Aunque llegaba como un pívot joven (20 años), fuerte y con buenas condiciones para progresar (la temporada anterior había destacado en la EBA cuando era la segunda categoría nacional con la camiseta del Patronato Bilbao), solamente llegó a disputar un minuto en partido oficial, en una rotunda derrota ante el Barcelona. No le dio tiempo a anotar ni a rebotear. “Yo alternaba los entrenamientos del Murcia con los del equipo vinculado, el Balneario Archena, y me vi en medio de una guerra que hubo entre los dos clubs por una pelea que hubo en un partido amistoso”, recuerda, con cierta resignación.

Conoce su historia de la mano de Javier Ortiz, en Endesa Basket Lover



© ACB.COM, 2001-