Artículo

Día 7: Las 24 horas más emotivas del Camp Movistar by Liga Endesa
Último día de actividades en el Camp Movistar by Liga Endesa con las finales del torneo 3x3, piscina para los mayores y una visita a la pista del MoraBanc Andorra, donde los chicos entrevistaron a unos divertidos Joan Peñarroya y Beqa Burjanadze

Burjanadze y Peñarroya, con los niños del Camp Movistar by Liga Endesa (ACB Photo)

Redacción, 30 Jun. 2017 - Hoy es un día extraño. Todos sabemos que hoy es el último día completo del Camp Movistar by Liga Endesa y la hemos vivido con dos sensaciones muy potentes. Una, la de seguir jugando y divirtiéndonos con todas las actividades, y otra, la de saber que cada hora nos acerca al final de esta semana tan especial.

No ha sido, de todas maneras, una noche sencilla. Javier lo ha pasado un poco mal con la fiebre y Pablo tuvo que ir a urgencias por una faringitis. Los caprichosos cambios de tiempos de estos días en Andorra se han cebado con ellos. Por el contrario, la buena noticia es que Paula pudo regresar a la pista, donde se mueve con esa simpatía y desparpajo que tanto nos ha cautivado.

En el último entrenamiento matinal los chicos han aprendido los fundamentos de la defensa. Sí, no suele ser la parte más agradecida del basket, aunque hay quien la hace su especialidad y se lleva los mejores aplausos también. Los chicos se han esforzado tanto como han podido tras siete días de jaleo y más jaleo... Pero aún conservan una energía extrema. ¿Os acordáis cuando éramos así?

Las competiciones de 3x3 también pusieron su punto y final con un ganador por cada una de las tres categorías. En infantil venció el Antetokounmpo Team, formado por Mauro Muñoz, Pablo Estrade, Marc Góngora y Omar Cortinas, ante el Shermadini Team (Cristina Ortega, Pablo González y Natalia Sánchez). Mientras tanto, en mini masculino ganó el Dubljevic Team (Javier Sadaba, Ángel López e Izan Pantín) al Ayón Team (Enaitz Gabilondo, Daniel Crespo y Arturo Díez). En mini femenino, el Navarro Team (Candela Díaz, Sofía Mazón y Judith Ariño) se llevó el torneo tras vencer al Walker Team, formado por Elena García, Sara Romero y Júlia Cilla.

Al final de la mañana se celebraron los partidos de campeones entre el vencedor del mini masculino y el del femenino, con victoria para el Dubljevic Team, mientras que los dos subcampeones midieron sus fuerzas resultando vencedor el Ayón Team.

Aparte del parquet, las actividades de grupo y el segundo turno de piscina de los grandes han completado una mañana bien intensa.

La tarde ha transcurrido entera en el pabellón del MoraBanc Andorra, equipo de la Liga Endesa. Allí nos esperaron Joan Peñarroya, entrenador del equipo, y Beqa Burjanadze, pívot del equipo que lleva ocho años en España. Ambos se mostraron cercanos y simpáticos, respondiendo primero a las preguntas de los chavales y luego entregando los obsequios a todos los chicos uno a uno.




Obsequios que fueron: un diploma, la foto de grupo y un reloj Naak. Lejos de ceñirse a eso, firmaron autógrafos en brazos, camisetas y allá donde los chicos quisieron; saciaron la curiosidad de todos respondiendo a todas las preguntas en un cara a cara improvisado. Preguntas que iban desde lo deportivo a lo personal, y es que Burjanadze se comprometió hace escasos con su novia de siempre.



A continuación, los chicos pudieron jugar en toda una pista oficial de la Liga Endesa. Solo para ellos. Los monitores y entrenadores también pudieron desplegar todas sus virtudes en el parquet. Y podemos asegurar que hay mucho talento ahí. Al loro.

Al regreso, los monitores les entregaron la merienda junto a un regalo especial: una camiseta blanca para que se la pudieran firmar entre ellos y tener un recuerdo aún más potente de este Camp Movistar.

La pausa de la cena no fue tal, ya que aprovechamos la ocasión para felicitar el cumpleaños a Enaitz con una tarta Sacher deliciosa (todo hay que decirlo). Poco después, comenzó la velada más emocionante de todas las realizadas estos días. Antes de nada, se hizo entrega del diploma, la foto y el reloj a Javier, que había tenido que quedarse en el hotel por su febrada. Los chicos le arroparon y le aplaudieron. A continuación, se hicieron entrega de los premios que los chavales se han ido ganando a pulso estos días con su esfuerzo en la pista.

A los equipos ganadores del 3x3 en las tres categorías que antes hemos citado se le sumaron cuatro premios individuales: en el concurso de habilidades ganaron Pedro Barrios y Javier Sanz en infantiles y Gabriela Fernández más Enaitz Gabilondo en minis. Todos ellos se llevaron una camiseta con el lema del MoraBanc Andorra de este año: "Mai Por" (literalmente, Nunca Miedo). Luego, por unanimidad entre los entrenadores, el premio al jugador que más ha aprovechado los entrenamientos se le entregó a Carla Ledesma, que recibió una camiseta oficial del MoraBanc Andorra firmada por los jugadores, mientras que el balón firmado fue para el MVP (mejor jugador) del Camp Movistar: Mauro Muñoz, que tuvo que marchar unas horas antes junto a sus padres a un viaje planificado.

El juego "Hay una carta para ti" hubo overbooking de mensajes entre compañeros que ya no son tales, sino amigos para toda la vida. Los monitores recibieron de vuelta un trozo enorme de todo el cariño que dieron a sus chicos durante todas las horas de Camp Movistar, un sentimiento que se hizo aún más patente cuando cada grupo escribió y recitó lo que para ellos habían supuesto Hugo, Marta, Raquel, Aurora y Esther. Y ellos también tuvieron su oportunidad para dedicarle unas palabras a sus chicos.

Un vídeo resumen del campus sirvió de telonero a las palabras finales de Agustín, el jefe de animadores, quien no pudo reprimir las lágrimas. Con la voz entrecortada pudo culminar un emotivo discurso en el que destacó la humanidad de este grupo, del grupo de monitores y de todos los que han hecho posible la segunda edición del Camp Movistar by Liga Endesa.

La despedida del campus se hizo con una multitudinaria ronda de abrazos que desató las lágrimas de todos los chicos y chicas. Un grupo extraordinario que ha hecho del campus una experiencia inolvidable para todos y cada uno de los que hemos tenido la inmensa fortuna de participar de una manera directa o indirecta.

Si la vida se midiera en intensidades, el Camp Movistar estaría arriba del todo. Vivimos por días como éstos, y vuestros maravillosos hijos han tenido la fortuna de exprimir una de esas experiencias que, por mucho que pasen los años, seguirán recordando con especial cariño.

Mañana a primera hora, los chicos agarrarán sus respectivos buses de regreso a Barcelona, Zaragoza y Madrid. Esta noche se avecina larga y llena de las emociones más puras y sinceras.

Comunicación ACB

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-