Nota de agencia

Un imprevisible Barça Lassa recibe a un Valencia BC que quiere reaccionar
Un imprevisible FC Barcelona Lassa, con un balance de 2-5 en la Euroliga, recibe a un Valencia Basket que quiere reaccionar después de acumular tres derrotas consecutivas en Europa

Koponen acelera su entrada a canasta (ACB Photo/V. Salgado)

Barcelona/Valencia, 16 Nov. 2017 (EFE).- El imprevisible FC Barcelona Lassa, capaz de ganar en la cancha del Real Madrid y de dejar escapar días después una ventaja de 26 puntos ante el Brose Bamberg, volverá a ponerse a prueba este viernes ante el Valencia Basket, un rival con el que se medirá dos veces en tres días.

No hay análisis que soporte el estado del equipo de Sito Alonso, ni el entrenador encuentra ninguna explicación. Su equipo crece y se desmorona en segundos, es capaz de firmar una actuación antológica, por ejemplo en el primer cuarto ante el Brose Bamberg (12-38), y después diluirse y perder el partido.

Habla Sito Alonso de falta de responsabilidad. "Para ser un equipo fuerte cada uno tiene su responsabilidad y tenemos que saber qué hacer cuando se va ganando o perdiendo y seguir el guión", dice.

Seguir el guión es lo complicado, con un grupo de grandiosos solistas que no acaba de cuajar como equipo. Este miércoles, en Alemania, destacaron Rakim Sanders (17 puntos, 5 rebotes), Adrien Moerman (14 puntos, 4 triples), Adam Hanga (14 puntos) y Kevin Seraphin (13 puntos, 5 rebotes), pero falló la defensa.

Volvió el Barça Lassa a encajar demasiados puntos y, además, el equipo azulgrana adoleció una falta de dirección en pista. Thomas Heurtel, pese a tratarse de un gran asistente, es más un jugón que un director de juego y el segundo base, Phil Pressey, inyecta presión defensiva al equipo, pero tampoco dirige.

Por dentro Seraphin anota más que rebotea y Ante Tomic no está en su mejor momento. Aleksandar Vezenkov no ha jugado en los últimos partidos, Pierre Oriola no participó anoche y tampoco pudo cambiar la dinámica del equipo, como tampoco lo pudieron hacer Petteri Koponen, Pau Ribas ni tampoco Juan Carlos Navarro.

Sito Alonso exige responsabilidad y se pone él por delante, pero su trabajo es complicado, sobre todo porque el Barça Lassa viene de un año oscuro, de vacas flacas con Georgios Bartzokas en el banquillo.

Ahora el equipo funciona en la Liga Endesa (6 victorias en ocho partidos), pero cuando quedan 23 partidos por jugar en la Euroliga, el Barça Lassa acumula cinco derrotas en siete partidos y sus dos victorias se han producido ante equipos mejor clasificados (Olympiacos y Panathinaikos).

Sus cinco derrotas en Europa se han producido ante rivales menores. Ha perdido en Belgrado ante un Estrella Roja que suma dos triunfos en siete partidos, en casa ante el Zalguiris (4-3), frente a AX Armani Exchange Olimpia (2-5), en el Palau frente a Anadolu Efes (2-5) y ante el Brose Bamberg (4-3).

Sito Alonso necesita encontrar soluciones, pero el calendario se le echa encima y los dos próximos compromisos, a pesar de que son el Palau Blaugrana, son muy complejos y además frente al mismo equipo: el Valencia Basket, un equipo que viene de perder en casa tras una prórroga (98-103 AX Armani Exchange Olimpia) y sabe que en Barcelona tiene una buena oportunidad para resarcirse.

Los taronjas pondrán a prueba su capacidad de recuperación en la visita que realizará a la pista del FC Barcelona Lassa, en la octava jornada de la fase regular de la Euroliga.

Por un lado, será el tercer partido del equipo de Txus Vidorreta en poco más de cinco días, una situación que comparte con su rival, aunque en el caso del Valencia Basket agravada por el hecho de haber disputado dos prórrogas en el encuentro del pasado miércoles ante el AX Armani Exchange Olimpia.

Pero, además, ambos equipos también deberán afrontar una recuperación anímica tras el varapalo que supuso ese último encuentro europeo.

Si el Barça Lassa desperdició una ventaja de 26 puntos en la cancha del Brose Bamberg, el Valencia Basket no supo aprovechar una de 17 puntos en la Fonteta ante el AX Armani Exchange Olimpia, además de dejar pasar un tiro para evitar la primera prórroga y otro para llevarse el triunfo en el final de ese periodo de prolongación.

Eso sí, el conjunto valenciano, que acumula tres derrotas seguidas en la competición, afronta el encuentro con una victoria más en su casillero que el conjunto catalán, que solo ha ganado dos partidos hasta ahora.

En cualquier caso, ambos están en estos momentos fuera de los ocho primeros puestos que, cuando acabe esta fase regular, darán derecho a disputar las eliminatorias de cuartos de final.

En los dos últimos encuentros, Vidorreta ha relegado al alero Alberto Abalde y al ala-pívot Damjan Rudez a un papel testimonial pero dada la acumulación de encuentro, el técnico podría elegir a otros 'descartes' para reducir a 10 jugadores su rotación de juego.

Para este encuentro volverán a ser baja el exterior francés Antoine Diot y el interior estadounidense Latavious Williams, aunque Vidorreta volverá a contar en principio con 12 jugadores profesionales para llenar el acta.

Al Valencia Basket, muy exigido en la parcela física por el calendario y por las lesiones que ha tenido en el arranque de la temporada, le está costando últimamente tener constancia en su esfuerzo defensivo y también tomar buenas decisiones en ataque.

La facilidad anotadora de Erick Green ha sido clave en algunas victorias del Valencia Basket pero ha restado equilibrio a su ataque y una de las asignaturas pendientes es aprovechar los puntos del estadounidense, aunque sean menos, sin perder otros activos habituales.

Tras este encuentro, ambos equipos volverán a enfrentarse el próximo domingo en la Liga Endesa por lo que el Valencia Basket se quedará en Barcelona al finalizar el choque.

Últimos artículos relacionados con F.C. Barcelona
Últimos artículos relacionados con Valencia Basket Club S.A.D.



© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos