Artículo

Abriendo camino: Amaya Valdemoro, comentarista de Movistar+
Nada más colgar las botas le llegó la oportunidad de abrirse camino tras la pantalla comentando los partidos de la Liga Endesa en Movistar+: "Yo me siento privilegiada e intento aprovechar la oportunidad que me han dado, pero hay que dar más", comenta a ACB.COM

Redacción, 7 Mar. 2018.- En la semana en la que se celebra el Día Internacional de la Mujer (este jueves 8 de marzo), ACB.COM publica una serie de entrevistas a las mujeres que, desde sus respectivos cargos, abren camino en la Liga Endesa. Pioneras con la doble misión de desempeñar con éxito sus trabajos y servir como referentes para las próximas generaciones.

Amaya Valdemoro bota el balón de la Copa del Rey Gran Canaria 2018 (ACB Photo)

Amaya Valdemoro es uno de esos ejemplos. La madrileña ha pasado de ser la mejor jugadora de baloncesto de la historia de España a la primera comentarista femenina en partidos de la Liga Endesa tras Blanca Ares, que ejerció de analista en la anterior época de la competición en Canal Plus. Muro que se le ha puesto por delante, muro que ha tirado: "Estamos haciendo incursión en trabajos en los que hasta ahora solo había rostros masculinos. Poco a poco la sociedad va avanzando y espero que se vaya llegando a la igualdad".

Nadie nace aprendido y eso bien lo sabe uno de los rostros más conocidos de nuestro deporte. Apenas tuvo tiempo de pensar qué hacer una vez dejó de jugar, ya que "al mes" recibió la llamada de Movistar+ para hacer una entrevista y una prueba. Exámenes que obviamente superó sin problemas.

Aún sonríe cuando recuerda su primera retransmisión, fue un Unicaja-CSKA y reconoce que lo pasó "fatal". "No sé qué pasó que David Carnicero, tras el descanso, llegó un minuto más tarde al locutorio y empecé hablando sola", explica, "¡cuando entró estaba a punto de llorar!".

Es por esto que reconoce que "hay que dar oportunidades". La comentarista recalca que ahora conoce "muchísimo más el terreno" y le encanta "comentar la Liga Endesa porque hay grandísimos jugadores y pabellones". La actitud supone gran parte del éxito y Amaya, sin lugar a dudas, la tiene: "Me lo paso pipa y estoy supercontenta".

Aún es consciente de que está empezando en este mundo y tiene mucho que aprender, por lo que cada vez que viaja a Estados Unidos, lugar que visita a menudo, se fija muchísimo en sus compañeras. "Yo estoy en la ACB y Marta Fernández en la Liga Femenina, pero allí hay un montón de mujeres", dice de sus referentes.

Tiene a Doris Burke en un pedestal porque es la "repera", pero también destaca a otras que han sido jugadoras y como ella han dado el paso. "Kara Lawson ha empezado a retransmitir y lo hizo con la NCAA y ahora la ficharon los Wizards para los partidos de la NBA. ¡Eso es increíble!", añade.

Valdemoro es de las que piensa que "no por ser mujer tienes que tener un buen puesto, sino que tienes que estar bien preparada". Lo ha demostrado con solvencia y sigue en continuo crecimiento: "Cuando estoy en América miro 300.000 partidos y me fijo, sobre todo, en exjugadores".

En España y para su grupo de compañeros solo puede tener palabras de agradecimiento. Confiesa que pregunta mucho y le dan muchos consejos. "Nikola me ha ayudado un montón, pero no solo él; David, Antonio, Fran y José me han acogido y me han tratado fenomenal", dice del gran ambiente en los interiores de la cadena.

Pionera en la Liga Endesa

En la actualidad es la única pero espera no ser la última. La exjugadora está siendo la encargada de abrir puertas a las futuras generaciones y explica que "aunque al principio siempre cuesta un poco más" las mujeres tienen que estar "tranquilas y contentas" y "luchar por lo que se cree": "En el futuro se llegará y dentro de unos años, ojalá lo vea, espero que sea lo normal".

Y precisamente la palabra 'normal' estuvo muy presente en sus argumentos, porque que una mujer tenga un cargo directivo "no es normal ya que en los puestos de mando siempre están hombres, ocurre en las Federaciones -en todas- y así es mucho más difícil". La madrileña se pregunta, "¿cuántas directivas hay en ACB? Hasta que no se vayan incorporando, que las hay sobradamente preparadas, no se llegará a la igualdad".

Por ello quiere felicitar a "las cabezas pensantes" de Montakit Fuenlabrada por la contratación de Anna Montañana y "por dejar que una mujer se forme en la máxima categoría del baloncesto" y a los de Movistar+ por confiar en ella y por "la oportunidad que me dieron de ser la primera comentarista que está retransmitiendo partidos de hombres. Ellos nos eligieron y nos dieron la oportunidad", resume.

Aún así, quiere aclarar que tienen que estar capacitadas y una vez te la den, "tienes que aprovecharla. Solo así puedes ser un ejemplo para las demás, porque cuantas más seamos, mejor", dice.

La que fuera internacional española indica que el sentido de responsabilidad que tiene va vinculado al "sentido de responsabilidad de cada uno con su trabajo". Ni más ni menos. "Nos vamos incorporando pero el porcentaje es tan (recalcando lo de tan) pequeño que queda un larguísimo camino por recorrer. El simple hecho de estar haciendo esta entrevista es sinónimo de que algo no está bien", confiesa.

"Estoy cansada de que se reclame la igualdad pero luego veo que las oportunidades llegan a cuentagotas", y eso es algo que le pone "de mala leche; no debería pasar en 2018", manifiesta.

Amaya pone de símil el deporte femenino, que tampoco tiene tanta notoriedad pero a raíz de resultados y de ir ganando títulos "están llegando los reconocimientos". Es por ello, dice, que "hay que ir poco a poco y hacer el trabajo bien hecho".

Día Internacional de la Mujer

Reconoce que hay cosas que le gustan del Día Internacional de la Mujer y que se hacen para reivindicar pero "hay otras muchísimas" que no le gustan "nada". Por ejemplo, las mesas redondas, a las que según cuales ha dejado de ir porque "se hacen solo en ese día y luego, borrón. No demuestran nada; los porcentajes de directivas siguen siendo mínimos y la diferencia de sueldos sigue siendo impresionante".

Confiesa que siempre ha pensado que en el deporte femenino no se puede ganar lo mismo que en el masculino "porque no generan igual", pero en otras muchas cosas "sí que se puede pedir lo mismo".

Francia es un modelo a seguir y pone a L'Equipe como ejemplo. "Aquí para que alguien salga en portada de un periódico y que no sea fútbol tiene que ser algo increíble". Algo que, asegura, no ocurre en el país vecino.

La ex jugadora ha viajado mucho e incluso ha vivido en otros países como Estados Unidos o Rusia, y recalca que "la mujer siempre va por detrás aunque en unos más que en otros", pero en el otro lado del charco "el deporte está muy metido en la sociedad desde el 'High School' o la Universidad y es todo mucho más fácil".

"Lo que sí veo es que allí los patrocinios y empresas no tienen tanto miedo por apostar por las mujeres, llegando a innovar y a arriesgar más que aquí", comenta. En la NBA, por ejemplo, tiene muchas compañeras que hacen muchas cosas programadas con los hombres "y eso aquí no pasa". "Hay que ayudar", recalca. "Que las empresas hagan eventos con ambas caras es un buen modelo a seguir".

"Despacito y con buena letra se conseguirá", Amaya Valdemoro.

Álex Conde
ACB.COM

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos