Artículo

MM: Siguen las sorpresas, ¡caen Michigan State, Xavier y North Carolina!
Definitivamente, estamos viviendo el March Madness más impredecible de la historia. Un torneo que, en su última jornada de la primera semana, se ha cobrado hasta cuatro nuevas víctimas de gran entidad: la cabeza de serie Xavier, la actual campeón North Carolina y las favoritas Cincinatti y Michigan State.

Redacción, 19 de marzo de 2018.- Tremenda jornada dominical en el March Madness, con hasta nuevas cuatro grandes sorpresas. Xavier se convirtió en el segundo cabeza de serie en caer eliminado en este torneo, aunque no fue el único gran nombre propio que quedó eliminado en este domingo. Texas A&M fue notoriamente superior al actual campeón North Carolina, Nevada firmó la remontada de lo que llevamos de torneo, recuperando hasta 22 puntos ante Cincinatti y Michigan State se ahogó en la complicadísima defensa zonal ya clásica de Syracuse.



Xavier: segundo cabeza de serie eliminado

Florida State Seminoles (#9) 75 - Xavier Musketeers (#1) 70

Florida State celebra su pase al Sweet Sixteen (Foto FSUCoachHam)

Florida State y Xavier se intercambiaron los papeles. Y es que el conjunto que jugó con mayor oficio el tramo decisivo de partido fueron unos Seminoles que dieron una nueva gran campanada en este March Madness. Con el alero Brian Angola como líder (15p), los de Leonard Hamilton encadenaron un parcial de 7-0 en el último minuto que giró complemtente un choque que, en muchos minutos, parecían tener perdido. Y es que Xavier dominó con enorme claridad durante más de 30 minutos, pero los de Chris Mack fallaron en el momento más importante.

Su gran estrella, Trevon Bluiett, pasó muy desapercibido (6p). Sin embargo, a los Musketeers les bastó con el acierto de JP Macura (17p) y el dominio interior de Kerem Kanter (16p) para poner tierra de por medio en la segunda mitad. Xavier llegó a tener hasta doce puntos de ventaja a diez minutos de la bocina final, pero fue incapaz de cerrar un choque que no se les debió escapar.



Nevada firma la remontada del torneo

Nevada Wolfpack (#7) 75 - Cincinatti Bearcats (#2) 73

A 11:34 del final del partido, nada ni nadie hacia presagiar un giro absolutamente tan radical. Con un contundente 43-65 a su favor, Cincinatti ya saboreaba su presencia en el Sweet Sixteen de este March Madness. Sin embargo, el torneo volvió a demostrar que nada es definitivo hasta que suena la bocina final. Nevada completó la mayor remontada de este torneo, levantando esos 22 puntos de diferencia en unos últimos 10 minutos casi perfectos.

Y es que los de Eric Musselman parecieron un equipo muy distinto en los últimos minutos de encuentro. Los triples de Kendall Stephens y Cody Martin (el mejor del partido con 25p) hicieron creer a unos Wolfpack que, en cinco minutos, ya habían conseguido reducir la desventaja hasta los seis puntos, antes un tramo final en el que Cincinatti, directamente, desapareció. Los Bearcats únicamente anotaron dos tiros libres en toda el tramo final de partido. Y tras un rebote ofensivo a diez segundos del final, Josh Hall dió la única ventaja a Nevada de todo el partido para poner el defintivo 75-73.



Texas A&M arrasa al actual campeón

Texas A&M Aggies (#7) 86 - North Carolina Tar Heels (#2) 65

De forma más que sorprendente, el actual campeón apenas duró con vida veinte minutos en esta segunda ronda. North Carolina fue esclavo de sus propios errores e incapaz, en ningún momento, de ser una amenaza real para una Texas A&M realmente superior. Los Aggies dominaron la pintura con enorme claridad con Tyler Davis (18p) y Robert Williams (8p-13r) para llegar al descanso con 14 puntos de ventaja (42-28).

Una renta que apenas tardaron unos minutos en hacer prácticamente definitiva. Aprovechando el gran nivel ofensivo de sus exteriores TJ Starks (21p) y DJ Hogg (14p), los Aggies ampliaron por encima de la veintena una ventaja que nunca North Carolina fue capaz de levantar. Y es que los de Roy Williams se desesperaron una y otra vez desde la larga distancia (6/31 en triples) buscando una épica reacción que, pese a los 21 puntos de Joel Berry, nunca llegó.



Una zona y un estilo que ahoga hasta a los mejores

Syracuse Orangemen (#11) 55 - Michigan State Spartans (#3) 53

No vamos ahora a presentar a Syracuse y a su terrible defensa zonal. Los de Jim Boeheim estarán en un Sweet Sixteen que, a priori, no les esperaba. Y es que Syracuse ha disputado ya su tercer partido del torneo, tras empezar ante Arizona State en el First Four. Los Orangemen llevaron su duelo ante una favorita como Michigan State a su terreno más conocido: el barro. Posesiones lentas, mucho contacto físico cerca del aro y el acierto exterior como gran efecto diferencial para batirles.

Y claro, si terminas el encuentro con un 8/37 en triples, tus posibilidades de victoria se reducen ostensiblemente. Michigan State nunca se sintió cómodo en este escenario y, aunque llegaron a tener varias opciones en el último minuto para ganar, fueron incapaces de cambiar una dinámica tan negativa. Miles Bridges (3/12) y Cassius Winston (3/11) se topaban una y otra vez contra el aro... mientras que en la canasta rival, Tyus Battle (17p) y O'Shae Brissett sí encontraron la red.



Kansas State despierta del sueño a la cenicienta UMBC

UMBC Retrievers (#16) 43 - Kansas State Wildcats (#9) 50

En un partido especialmente gris a ambos lados de la pista, Kansas State fue mejor en los últimos cinco minutos. Ni UMBC ni los Wildcats brillaron sobre un parquet que presenció una de las peores actuaciones colectivas de este torneo. Los Retrievers, tras completar el mayor upset de la historia del March Madness ante Virginia, volvieron a su cruda y dura realidad y fueron incapaces de saber ganar un choque sobre el que tuvieron siempre opciones.

Y es que únicamente con una gran recta final de Xavier Sneed (sus 8 puntos llegaron en el momento más importante), Kansas State rompió una monótona igualdad. Los Wildcats toparon una y otra vez contra una pegajosa defensa rival, pero tampoco UMBC fue capaz de recuperar, aunque fuese por un instante, algún ápice de magia de su primera y única gran noche. Esta vez, Jarius Lyles regresó a lo terrenal para acabar firmando un 4/15 en tiros, confirmando el despertar del bonito sueño de una UMBC, que, pese a su eliminación, seguirá siendo la gran historia del torneo.




Salvador Dakota Mathias

Butler Bulldogs (#10) 73 - Purdue Boilermakers (#2) 76

Un triple del escolta en los últimos segundos de partido evitó la debacle de una Purdue que bien pudo quedar eliminada. Y es que los de Matt Painter, pese a dominar el choque durante casi toda su integridad, necesitaron un tiro milagroso para llegar al Sweet Sixteen. Sin su gran referencia interior Isaac Haas (lesionado en el codo) y con el exverdinegro Matt Haarms más protagonista de lo habitual como cinco titular, Purdue recurrió a sus virtudes más básicas para salvar un partido realmente complicado.

Experiencia, físico y, sobre todo, mucho oficio. Purdue supo llevar el control durante casi toda la segunda mitad guiado por un Vincent Edwards omnipresente a ambos lados de la pista. Y es que en Butler, esta vez sólo funcionó Kelan Martin. El alero estuvo a un nivel excelso en el plano ofensivo, llegando hasta los 29 puntos. Pero contó con poca ayuda. Kamar Baldwin se mostró especialmente precipitado en el tramo final y los tiradores aparecieron de forma muy intermitente. Insuficiente para doblegar a un duro bloque como Purdue, que sin mostrar su mejor brillo, ya está entre los 16 mejores del torneo.

West Virginia y Clemson, sin oposición

Marshall Thundering Herd (#13) 71 - West Virginia Mountaineers (#5) 94

No hubo ni dejaron que hubiera ninguna posibilidad de sorpresa. Una de los equipos más físicos y experimentados de este March Madness hizo más que buena su condición de favorito despachando a una Marshall que nunca tuvo reales opciones de victoria. Los Mountaineers prepararon un metódico y trabajado plan defensivo para hacer que Jon Elmore, el mejor de los Thundering Herd, apenas tocara el balón. Y con Elmore (15p y 8 pérdidas) desactivado en gran parte del encuentro, Marshall se deshizo como un azucarillo en el café.

Y es que los de Bob Huggins fueron tan eficaces atrás como en ataque. Guiados, un partido más, por un timonel de auténtico lujo como es el veterano JeVon Carter (28 puntos y 5 triples), los Mountaineers impusieron su mayor calidad y físico para dominar cerca y lejos del aro. Lamont West, con 18 puntos y 10 rebotes, acabó siendo el mejor escudero del líder de una West Virginia que deberá mantener este gran nivel para competir contra la cabeza de serie Villanova.



Clemson Tigers (#5) 84 - Auburn Tigers (#4) 53

Muy poco que contar en la que es, hasta el momento, la mayor paliza de este March Madness. Clemson fue muy superior a un rival que apenas duró diez minutos con vida. Auburn fue incapaz de ser amenaza para los Tigers, que llegaron al descanso ya con un 43-19 que parecía sentenciar el choque. Y tras el descanso, la ventaja de Clemson se disparó hasta superar los 40 puntos. Guiados por un excelente Gabe DeVoe (22p) y el trabajo interior de Elijah Thomas (18p-10r), los Tigers certificaron a lo grande su presencia en el Sweet Sixteen.

Gerard Solé
@gsole14

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-