Artículo

El club del triple doble sigue esperando
De Mike Smith en el 89 a Fran Vázquez en 2007, pasando por Nacho Suárez, Singleton y Tomasevic, el club del triple doble solo tiene 5 miembros. Carlos Suárez (12-9-8), que estuvo a punto de lograrlo, nos obliga a actualizar la lista de principales candidatos a conseguirlo

Redacción, 18 Oct. 2017.- Carlos Suárez es el último jugador que se ha atrevido a llamar a la puerta de un club selecto, que no admite nuevos miembros desde hace ya más de once años.

El jugador del Unicaja, soberbio contra el FC Barcelona Lassa, se quedó a un rebote y dos asistencias (12 puntos, 9 rebotes, 8 asistencias) de convertirse en el 6º jugador en firmar un triple doble toda la historia de la Liga Endesa.

Todo comenzó un 21 de octubre de 1989. Se jugaba el Mayoral Maristas-Puleva Granada, sin que ningún aficionado pudiera imaginar, en ese momento, que estaba a punto de contemplar un cachito de historia.

Y quizá, incluso, se fueron a casa sin saberlo. En los periódicos del día siguiente se destacó la remontada de los locales, 11 puntos en los últimos 6 minutos, con un parcial de 15-3 que les dio el triunfo. Nadie, en ese instante, le dio especial importancia a unos números que, casi tres décadas más tarde, aún tienen más peso. Los 33 puntos, 10 rebotes y 10 recuperaciones de Mike Smith supusieron el primer triple doble de la historia. Solo cinco veces más (4 jugadores diferentes) se ha repetido.

Nacho Suárez, en la 1990-91, inscribió su nombre en este selecto club por partida doble. Un buen día sumó 10 puntos, 10 rebotes y 11 asistencias con su Ourense y, pocas jornadas después, se fue hasta el 15-10-11 para repetir gesta, que tardaría tres temporadas en verse. Fue Singleton el que lo consiguiera merced a 23 puntos, 12 rebotes y 10 tapones jugando con el TDK frente al TAU.

ACB Photo


Una década más tarde y por primera vez en un Playoff, Dejan Tomasevic dejó su huella en cuartos con su Pamesa Valencia frente al Unicaja, firmando 14 puntos, 13 rebotes y 10 asistencias para la historia. Finalmente, Fran Vázquez, hoy jugador del Iberostar Tenerife, sumó con el Barça una increíble estadística de 11 puntos, 10 rebotes y 12 tapones, rompiendo aquel 7 de enero de 2007 en Valladolid el récord histórico en este último apartado.

Desde entonces han pasado 11 años y 3 meses. 4.119 días en los que la lista de triples dobles permanece inalterable, con un listado eterno de aspirantes que se acercaron en estos últimos años pero a los que siempre les faltó algo para entrar en la historia. ¿Quién será el próximo en conseguirlo? Números en la mano, nos mojamos. Estos son los principales candidatos. Suárez actualizó la lista.

Luka Doncic

Hace dos campañas, cuando elaboramos una lista similar, le incluimos afirmando que, hasta ese momento, por números, era el que estaba más lejos de todo el listado aunque, por sensaciones, parecía ser de los principales candidatos. Dos años después, ya con 18 años y un sinfín de hitos a sus espaldas, parece el favorito número uno a hacerlo. Este año, con un 16-7-10 sin precedentes en la década, avisó.

ACB Photo / V. Carretero


No solo rozó el palo en más ocasiones esta misma temporada (9-8-10, 14-10-6, 24-8-5...), sino que es de los pocos que han llegado a los dobles dígitos en las tres categorías (en partidos diferentes). Aquel 23-4-11, ese 15-13-4. Anota más, destaca en todos los aspectos de juego y a nadie le sorprendería que suyo fuera el séptimo triple doble de la historia ACB. Es el gran favorito.

Un partido en el que se acercara. 16 puntos, 7 rebotes, 10 asistencias.
Un hándicap. Teniendo en cuenta que sumó más rebotes que asistencias la pasada temporada, quizá el de los pases, aunque suena ridículo decirlo en la semana en la que viene de firmar 10.

Carlos Suárez

He aquí el principal culpable de este artículo, tras su exhibición contra el Barça Lassa. Durante muchos minutos estuvo en proyección de ser el 6º jugador en firmar un triple doble, aunque se quedó a un rebote y dos asistencias de la hazaña. Ya había precedentes suficientes para situarle en este listado, aunque lo del domingo le convierte en uno de los principales favoritos a conseguirlo.

ACB Photo / M. Pozo


Un partido en el que se acercara. El ya comentado encuentro de este domingo, con 12 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias.
Un hándicap. Pese a que está firmando los mejores números en asistencias de su carrera, no es frecuente verle acercarse tanto al doble dígito en ese apartado.

Jayson Granger

Otro de esos jugadores totales, que más de una vez -y de dos- han llegado a los dobles dígitos, tanto en rebotes como en asistencias. En puntos se da por hecho en su caso. Encuentros de 10-7-7, de 10-5-9, de 12-6-5, 21-4-10, 13-6-7 o 11-6-6, muchos precedentes en el que, sin rozar la marca, sí que hizo números que invitan a pensar que puede dar ese paso. Con mucha facilidad ahora para sumar en puntos y asistencias, debe recuperar ese instinto reboteador de su etapa colegial (este año, lo más cerca que se quedó fue en un 16-5-6) para rondar en algún partido más el ansiado triple doble.

Un partido en el que se acercara. 9 puntos, 10 rebotes, 7 asistencias.
Un hándicap. Ha de recuperar las medias reboteadoras de antaño.

(ACB Photo / E. Otxoa)


Ante Tomic

Un jugador que hace dobles-dobles con los ojos cerrados y que no es manco pasando debe estar siempre en esta lista. El croata debería superar por bastante su tope en asistencias (6) para plantearse un triple doble que parece más cercano en otros jugadores con menos números pero más repartidos. Eso sí, teniendo en cuenta lo que hizo esta misma temporada (11 puntos, 6 rebotes y 5 asistencias en solo 17 minutos), cuesta no imaginar hasta dónde podrían llegar esas cifras en un partido con mucho más tiempo en pista. Candidato es.

Un partido en el que se acercara. 14 puntos, 8 rebotes, 8 asistencias, en pleno Playoff Final.
Un hándicap. Asistencias.

ACB Photo / M. Henríquez


Facundo Campazzo

Uno de los más pequeños de la Liga Endesa y, a la vez, uno de los favoritos para lograr un triple doble. Curiosamente coge muchos rebotes para su estatura (en 15 ocasiones logró 5 o más capturas) asiste siempre muchísimo y anota con mucha facilidad. Para colmo, amplía su abanico de opciones en otro campo, el de las recuperaciones, donde en un par de encuentros alcanzó las 5. El año pasado se marcó en Murcia un 19-14-6 ilusionante y este año coqueteó de lejos con un 19-6-8, ya vestido de blanco.

Un partido en el que se acercara. 16 puntos, 9 asistencias, 7 rebotes.
Un hándicap. A pesar de sumar muchos rebotes para su estatura, alcanzar los 10 son palabras mayores.

ACB Photo/V. Carretero


Pere Tomàs

Hace dos temporadas, a la hora de elaborar el ranking de candidatos al próximo triple doble, él fue la principal causa, ya que venía de firmar 11 puntos, 13 rebotes y 8 asistencias contra Movistar Estudiantes. Es un jugador que puede firmar un doble-doble perfectamente en puntos y rebotes, aunque en asistencias desde aquel día de abril de 2016 no ha vuelto a acercarse, ni por asomo, a la decena.

Un partido en el que se acercara. 11 puntos, 13 rebotes, 8 asistencias.
Un hándicap. Asistencias.

ACB Photo/D. Grau


Johannes Voigtmann

ACB Photo / M.A. Polo


Entre los pívots, pocos tienen tantos argumentos como Voigtmann para pensar en el triple doble, especialmente por su cualidad para el pase y su gran visión de juego. Esta temporada, sin hacer ruido, coqueteó muy seriamente con la mágia cifra, sumando 8 puntos, 10 rebotes y 7 asistencias.

Un partido en el que se acercara. El citado 8-10-7 contra Barça Lassa
Un hándicap. Sus medias anotadoras no son elevadas, por lo que la parte más sencilla de la ecuación ya no es tan segura, y pese a su buena visión, 7 es su tope de asistencias.

Sergio Llull

Quién sabe si puede ser el próximo una vez regrese de su lesión, que poco le queda. Ha llegado varias veces a las dobles figuras, suma fácil en puntos y asistencias y a veces ha sorprendido en rebotes, como en aquel 14-8-4. Igualmente roba bastante, aunque su triple doble parece que pasaría por la vía de puntos, asistencias (partidos de 15 y de 13 el pasado año) y rebotes, donde alcanzó los 7 la temporada pasada. Ojo con él.

Un partido en el que se acercara. 23 puntos, 8 asistencias, 6 rebotes.
Un hándicap. El muro de alcanzar las 10 capturas.

ACB Photo


Guillem Vives

En Badalona llegó a la decena en puntos, asistencias y rebotes. Lo último es lo que le cuesta más por su posición y minutos, bajando sus promedios en Valencia. Es de los jugadores más capaces de esta selección que proponemos, ya que asiste con facilidad y no es manco en ataque, si bien el asunto de los rebotes le puede penalizar bastante y la tendencia no cambió en el último año y medio.

Un partido en el que se acercara. 16 puntos, 11 rebotes, 6 asistencias.
Un hándicap. Menos rebotes en Valencia.

ACB Photo / M.A. Polo


Fran Vázquez

Pese a que sus números no sean los de antes, que parezca imposible verle repartir 10 asistencias o volver a repetir machada en tapones (el único que lo logró por esa vía), es el único jugador de Liga Endesa en activo que logró hacer un triple doble. Solo por eso, debe estar en este ranking.

Un partido en el que se acercara. Se acercó tanto que llegó. 11 puntos, 10 rebotes y 12 tapones para el último triple doble en la historia ACB hasta el momento.
Un hándicap. Asistencias. Si fuera en tapones tendría que volver a rozar su propio récord histórico para conseguirlo.

ACB Photo / Ángel Pérez


Jonathan Tabu

Otro de esos exteriores totales, de los que te sorprenden al mirar la hoja estadística y ver su número de capturas. El belga tiene en Liga Endesa partidos de 18-8-7, de 16-6-7 o de 23-6-5, con "6" marcando los robos, por lo que amplía su abanico de posibilidades, que ya era grande. Eso sí, este año lo más que se acercó fue un 14-6-6, sin pasar de los 7 rebotes en todo el curso.

ACB Photo/Arrizabalaga


Seguramente no sea el primer nombre en salir a la hora de apostar por el próximo, pero puede quedarse otra vez muy cerca.

Un partido en el que se acercara. 18 puntos, 8 rebotes, 7 asistencias.
Un hándicap. Flojea más en rebotes por su altura pero ojo que captura bastante para ser base.

Rodrigo San Miguel

Tiene partidos de 7-6-9, de 10-5-6, de 20 puntos y 7 robos (otro que explorar una cuarta categoría para hacer un triple doble "a lo Mike Smith"), pero lo de los rebotes, siendo base, le lastra bastante en sus posibilidades. Al menos debía entrar en la terna. Los dobles-dobles, con asistencias, no son ningún secreto para él y esta misma temporada alcanzó los 6 rebotes. Si un día lo combina todo...

ACB Photo / Ángel Pérez


Un partido en el que se acercara. 11 puntos, 8 recuperaciones, 6 rebotes, 5 asistencias.
Un hándicap. Especialmente en los últimos tiempos, sus cifras en rebotes están bastantes alejadas del doble dígito necesario.

Rudy Fernández

Uno de los jugadores más completos de la Liga Endesa tenía que estar en este ranking y de los pocos capaces de llegar a la decena hasta en tres categorías diferentes, como ha demostrado a lo largo de estos años en puntos, rebotes y asistencias. Incluso se acercó en recuperaciones, con un tope de 8. Si todo a la vez coincidiera en un mismo día...

Un partido en el que se acercara. 16 puntos, 8 asistencias, 7 rebotes.
Un hándicap. Suele sumar más rebotes que asistencias y sus números no son los de antaño.

aCB Photo / V. Carretero


Álex Mumbrú

¿No sería increíble que, justo antes de su retirada, lo lograra? El viejo rockero lo acarició en varias ocasiones: encuentros de 9-10-7, de 10-9-5, de 14-6-6 este curso, de 15-6-5 (¡6 recuperaciones!)...

ACB Photo/Arrizabalaga


Incluso, la pasada temporada, pareció capaz de firmarlo a lo grande, en un encuentro que proyectaba a ser de triple doble y en el que acabó con 22 puntos, 8 rebotes y 7 asistencias. Fueron, precisamente, los pases de canasta, su debe a la hora de pensar en lograrlo. Y ya solo quedan 6 jornadas.

Un partido en el que se acercara. 22 puntos, 8 rebotes, 7 asistencias.
Un hándicap. Se retira en cuestión de semanas.

Otros aspirantes

La lista la deberían empezar Hervelle (16-11-8) y Oliver (15-8-7), que bien podrían compartir el espacio de Mumbrú por lo que ya hicieron en sus carreras. O bien Beirán, capaz un día de hacer un 14-12 en puntos y rebotes y 10 asistencias en otro choque diferente. Ojo con él.

ACB Photo/M. Henríquez


Piden paso jugadores como Heurtel o Cook, fijos en el doble-doble con asistencias y con buenos números reboteadores, aunque aún alejados para pensar en el triple doble. Van Rossom, con un 13-6-7 en su carrera yun 10-6-6 o su compañero Abalde, aún tímido (7-8-6), estarían en la terna.

¿Cómo descartar a Huskic, capaz esta temporada de alcanzar las 8 asistencias y los 9 rebotes? ¿O a Schilb (8-8) o Neal (11-7-6? Eso sí, en cuanto a nuevos candidatos destacan los casos de Rolands Smits (9-7-8), Oriola (12-13-5) y hasta un Tavares que llega al doble-doble de manera tan sencilla que podría marcarse una hazaña a lo Fran Vázquez a base de tapones. Por imaginar, que no quede.

Sin tantas hipótesis, ahí está el caso de Sergi Vidal, que la temporada pasada sorprendió con un 8-7-9, llegando a cerrar la 2015-16 con un 22-8-5. Ayón (21-14-6 o 14-15-5) tiene su hándicap en los rebotes, al igual que Hanga (10-10-5), que pierde opciones al no haber sobrepasado nunca las 6 asistencias, mientras que su compañero Ribas, que sí sabe lo que es llegar a la decena en ese apartado, tiene 8 como límite en rebotes. Vargas, por su lado, sabe lo que es alcanzar esos guarismos en su país, y pese a su regularidad en pases o asistencias, aún le queda lejos en Liga Endesa.

También tiene su hueco el madridista Causeur (19-6... ¡y 5 robos!), si bien no se prodiga tanto en rebotes o pases. Y ojo con Pau Ribas, que sabe lo que es superar la decena en asistencias y tiene 8 como límite de rebotes. Hay jugadores que tuvieron su día grande pero parecen con menos opciones en la actualidad, como es el caso de Triguero (9 puntos, 15 rebotes, 7 robos) o Schreiner (5-5-10 y 5-6-8), y otros que dan la impresión de lo contrario. Es el caso de un Ponitka que ya sabe lo que es llegar tres veces a las dobles figuras en rebotes, que anota con facilidad y que, si mejora su tope de 6 asistencias, ganará opciones.

ACB Photo / V. Salgado


Albicy, por su parte, debutó en Liga Endesa con un 14-6-7 que invitaba a soñar, aunque pese a sus dobles-dobles, los rebotes parecen su gran hándicap. Muchos se acercaron tan tímidamente como él a ese gran hito: Shengelia (19-8-5), Richotti (18-7-6), Pustovyi (13-5-6), Popovic (36-6-5), Báez (16-8-6), Salgado (20-6-5, 15-5-6) o Huertas (22-5-9 o 10-7-6).

Por último, hay jugadores como McCallum, Pressey o Gladness (este, con 16 tapones) que lo consiguieron en su país, mientras que Milosavjlevic llegó a firmar un 16-10-9 en Eurocup. Y seguro que algún tapado espera en silencio su momento. El club del triple doble busca impaciente a su nuevo miembro.

ACB.COM

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos