Nota de agencia

Brad Stevens: "Nos dominaron de principio a fin, nunca reaccionamos"
"Nos dominaron de principio a fin, nunca reaccionamos, ni tuvimos intensidad y ellos hicieron un gran baloncesto de equipo y en el apartado individual, James, volvió a ser protagonista de una gran labor de grupo", declaró el técnico de los Celtics tras caer en Cleveland

Cleveland (EE.UU.), 19 May. 2018 (EFE).- El base de los Boston Celtics, Terry Rozier, reconoció que la manera como perdieron por paliza de 116-86 ante los Cleveland Cavaliers en el tercer partido de la serie de las finales de la Conferencia Este de la NBA era una clara llamada de atención. "Necesitábamos sentir que nos castigaron con dureza", declaró Rozier. "Debemos volver a la realidad de nuestro mejor juego cuando el lunes disputemos el cuarto partido".

Rozier, que aportó 13 puntos, destacó que el equipo de alguna manera necesitaba perder de la forma que lo hizo para que sintiese que la serie no había hecho más que comenzar aunque ganasen los dos primeros partidos.

Foto EFE

Los Cavaliers bombardearon a Boston al comienzo del partido del sábado, y los Celtics nunca igualaron la intensidad de Cleveland, que como muy bien dijo el alero estrella de los Cavaliers, LeBron James, les obligaron a hacer un pase de más, un regate, y un tiro que no era bueno.

La misma filosofía expresó el pívot dominicano Al Horford, de los Celtics, quien admitió que nunca jugaron como equipo y eso al final fue los que les pasó factura. "Lo se vio esta noche es que cuando no juegas como equipo y haces las cosas que estás supuesto a realizar en el campo, entonces, sucede que la derrota es inevitable", señaló Horford. "Al mismo tiempo hay que darle crédito a los Cavaliers, que jugaron mejor y esta noche fueron superiores a nosotros".

Más categórico fue el entrenador de los Celtics, Brad Stevens, quien dijo que no había nada que discutir ni valorar, simplemente los Cavaliers los superaron en todas las facetas del juego. "Nos dominaron de principio a fin, nunca reaccionamos, ni tuvimos intensidad y ellos hicieron un gran baloncesto de equipo y en el apartado individual, James, volvió a ser protagonista de una gran labor de grupo".

A pesar de la derrota, los Celtics siguen teniendo la ventaja de la serie por 2-1 y solamente 19 de los 300 posibles equipos que se colocaron con una desventaja de 0-2 al final consiguieron ganar la eliminatoria.

James y los Cavaliers lo hicieron en la temporada del 2007 y de nuevo en la del 2016, que fueron cuando además ganaron el primer título de la NBA de su historia, por lo que ahora buscarán que sea la tercera remontada que consiguen.

Mientras que James reiteró que la competición de los Playoffs es muy especial y diferente, en la que todo puede suceder en cada partido y cambiar las cosas de un día para otro. "Lo único que debes tener claro es que hay que luchar de principio a fin, sin importar los resultados y tener la confianza que en cada partido es una nueva realidad que hay que enfrentar sin preocuparte de como va la serie o de lo que hiciste en el encuentro anterior", subrayó James, que logró un doble-doble de 27 puntos y 12 asistencias.

De cualquier manera, los Celtics también son consciente que su intensidad y eficacia en el juego cuando están alejados del TD Garden, en lo que va de Playoffs, baja y eso ha quedado demostrado en que solo han podido ganar un partido por cinco derrotas que han sufrido. "Es una realidad, no tenemos un buen control del balón, perdemos la confianza en lo que normalmente hacemos bien en nuestro campo y debemos mejorar de cara al cuarto partido", señaló el escolta Jaylen Brown, que acabó con apenas 10 puntos. "No se trata de un jugador, sino de todos".

Por su parte el novato Jayson Tatum, que aportó 18 puntos, y fue el líder encestador, dijo que había que olvidarse de la derrota y pensar positivo de cara al cuarto partido, donde su objetivo será conseguir la victoria.




© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos