Artículo

Partidos Históricos: Cantú - FC Barcelona, final de la Recopa de 1981
Dentro de la serie de artículos sobre “Partidos Históricos” del baloncesto europeo, repasamos la final de la Recopa de 1981, entre el Squibb Cantú y el F.C. Barcelona. En un encuentro igualadísimo, polémico y apasionante, el equipo blaugrana acabó cediendo por 82-86 pese a los 28 puntos de un sensacional Epi. El poderío de los estadounidenses Flowers y Boswell y los italianos Marzorati y Riva pudo con un conjunto catalán que continuó con una mala racha en las finales que todavía le acompañaría bastante más tiempo


Los 28 puntos de Epi no pudieron evitar la derrota blaugrana

La racha negra del F.C. Barcelona con las finales de Copa de Europa no empezó en Ginebra, en el 84 y contra el Banco di Roma. No. Era la Copa Korac y su final a doble vuelta... pero el Barça se estrenó como perdedor en lo que a finales europeas respecta en 1975, contra el Forst Cantú. Era el Barça de McCray, Iradier, Goyo Estrada, Flores, Epi I, López-Abril, los nacionalizados Charlie Thomas (que no podía jugar en Europa, al no aceptar la FIBA su situación) y Norm Carmichael... Y del entreador Ranko Zeravica. Seis años después el F.C. Barcelona volvía a otra final europea, ésta de la Recopa... y ante el mismo rival; Cantú, ahora patrocinado por Squibb. Un Cantú convertido en bestia negra al eliminar de la Recopa al Barça los cuatro años anteriores...

La Ciudad Eterna, Roma, acogió la final un miércoles, 18 de marzo de 1981, en el resplandeciente Palaeur con sus 18.000 butacas a medio llenar, y ante la lógica mayoría de aficionados canturinos. Por el Barça sólo repetía el capitán Manolo Flores, y por Cantú, Pierlo Marzorati... más los marginales, hablando del 75, Tombolato y Cattini. Y también repetía, casualmente, Arabadjan, árbitro búlgaro que alcanzó la fama en la histórica final de los J.J.O.O. de Munich'72 USA-URSS. Le acompañaba el francés Mainini... de posterior infausto recuerdo para la selección española tras un España-URSS del Mundobasket'86 que nos dejaría fuera del campeonato.

Es la hora. El Barça, que había superado con claridad en la semifinal a la Cibona de Cosic, Asa Petrovic y Knego, luce su habitual camiseta blaugrana, con pantalón ya azul, pues hasta la temporada anterior había sido blanco. Cantú, que había derrotado al Varesse (entonces llamado "Turisanda") de Meneghin & co, de blanco con una gruesa franja azul a la altura del estómago ocupada por la publicidad: Squibb. Un Squibb
que ante la ausencia de competición de Copa como tal en el país trasalpino en aquellos años, era el representante en la Recopa en virtud de su subcampeonato liguero de la temporada anterior.

Y hay sorpresa en el cinco inicial del Barça: "Chichi" Creus sale por Solozábal, y Juanito de la Cruz por un Mike Phillips que se ha retirado del entrenamiento previo con molestias en sus eternamente problemáticas rodillas. Les acompañan Jeff Ruland, único jugador en la historia que ha sido All-Star NBA tras disputar la Liga española (1984, jugando para los Bullets de Washington) y los habituales Epi II y Sibilio. Por Cantú, Marzorati, Riva, Bariviera, Flowers y Boswell.

Poco tarda Jeff Ruland en anotar las dos primeras canastas blaugranas. Y las cuatro siguientes son de De la Cruz, con sus características media vueltas hacia la derecha... Salvo una suspensión errada de Sibilio, sólo tiran los hombres interiores del Barça. En el Squibb, todo mucho más repartido; 12-15 Cantú, minuto 5.

Por fin tira Epi. Y anota, que era lo habitual. Iguala por fin el partido, 17-17, y Valerio Bianchini, entrenador canturino, pide tiempo muerto. Se empiezan a oír los gritos "¡Barça, Barça!" procedentes de una inferior pero animosa afición catalana.

Antoni Serra, que ha llegado al Barça procedente del Joventut con el único objetivo de conseguir la Liga que sí logró para la Penya, ordena una sofisticada defensa en zona 2-1-2, con Sibilio defendiendo todo el carril central; desde el aro hasta la bombilla. Pero no parece que dé resultados, pues el Squibb se dispara con un 0-8 de parcial hasta el 17-25, minuto 9.

Es el base canturino Pier Luigi Marzorati, menudo, cerebral pero también tremendamente rápido, y con su eterno "14" a la espalda, quien parece tener el partido en sus sabias manos. Al menos el Barça se cobra la tercera falta del importante pivot Bruce Flowers... que al igual que Bianchini también estaría jugando para Banco di Roma en la final de la Copa de Europa, también contra el Barça, de tres años después. Le sustituye el tosco Renzo Tombolato... que igualmente jugaría en Ginebra con el equipo romano.

Tom Boswell, un pivot con amplia experiencia NBA en Denver y Boston, de color, muy fuerte y ágil, está haciendo realmente daño en la zona culé. Ha tomado la plaza antes de Navidad del posteriormente estudiantil Terry Stotts... y el Lagarto De la Cruz no tiene cuerpo para defenderle; cambiar la marca de los pivots no habría tampoco dado ningún resultado, al ser Flowers también extraordinariamente fuerte. Pero ahora está en el banco con faltas... Respiro para el Barça.

Mediada la primera mitad una falta del mismo Tombolato mete a su equipo en bonus; en aquel entonces, a partir de la octava. Es Ruland el que vuelve a tener presencia ofensiva después de muchos minutos... pero falla los dos intentos desde la línea; 25-31.

Con sus erráticos tiros, Sibilio, en su primera final, parece dar inicio a la mala fama que le acompañaría siempre; jugar muy mal los partidos decisivos. Lleva 0 puntos... aunque su trabajo en la defensa zonal ha sido valioso. Le sustituye el siempre combativo Perico Ansa, y el Barça cambia a individual. El mismo Ansa rompe el parcial negativo con una valiente entrada; 27-31.

En el minuto 13 llega la tercera falta de Epi, que a su vez es la 9ª de equipo. De nuevo Tombolato en acción, que no desaprovecha ninguno de los dos tiros desde la línea. Pero es el Súper el que está en racha, y anota sin parar, ahora un 2+1, aprovechándose de la sabia batuta de Nacho Solozábal, ya en cancha.

Tiempo muerto de Squibb. Lo aprovecha Bianchini para cambiar a sus aleros titulares, el joven Riva y el veterano Bariviera por Cattini e Inocenti. También el Barça hace cambios... aunque no de hombres, sino en su defensa. Vuelta a la zona 2-1-2, con Epi en el ingrato y poco vistoso lugar de Sibilio. Pero el 15 azulgrana sigue anotando, ahora desde la línea, y pone a su equipo arriba, 38-37. Ha empezado tarde... pero acabará la
primera mitad con 16 puntos.

Poco después aparece en el partido, por fin, Mike Phillips, con sus características rodilleras tamaño familiar. Contratado para jugar exclusivamente la Recopa, se ha apoderado de la plaza de Ruland y juega también la Liga española. Es lo que tenía el permitirse un solo extranjero en competición nacional; que había que fichar otro para muy pocos partidos europeos. Sustituye al propio Ruland... y falla dos tiros cortos muy claros, cometiendo una inocente falta posteriormente. Boswell, desde la línea,
pone el 46-48.

Y tras un minuto final de completos despropósitos por ambas partes, se llega al descanso sin variación en el marcador, y dando la sensación de que se está como al principio... pero que ya sólo queda medio partido.

Comenzada la segunda mitad, importante variación del Cantú: sale con triple poste... que no se adapta a la zona 2-1-2 blaugrana. Las faltas de Boswell le mandan al banquillo, y Serra lo aprovecha para retomar la defensa individual. Jeff Ruland vuelve a superar a Bruce Flowers y anota dos tiros, 54-53 minuto 5. El pivot canturino comete pasos en la siguiente jugada... y lanza el balón contra el suelo con tanta fuerza que casi llega al techo, y en las narices de Arabadjan... que se come el pito.

De la Cruz clava una suspensión más, 58-55. Lleva 18 puntos, pero de aquí al final sólo añadirá un tiro libre más. Tom Boswell, que ha vuelto rápidamente a cancha, saca la 4ª de Epi y desde la línea, con aquel característico de la época 3x2 (un tercer intento si se falla uno de los dos primeros tiros libres), reduce diferencias. La mesa, eso sí, rectifica y
apunta la falta a De la Cruz. Cantú en zona 2-3, y vuelve Creus. Y Epi, que anota otro 2+1, con 4ª falta de Cattini, sustituido por un hasta entonces gris Antonello Riva; 64-59, m. 9.

Dos minutos después Valerio Bianchini gasta su segundo y último tiempo muerto. El marcador es 67-63, tras dos tiros de Epi, que ha conseguido además la 4ª de Bariviera, un veterano y valioso peón de brega.

Vuelven Solozábal y Phillips por Creus y Ruland. De la Cruz falla dos tiros libres... barriendo el aro Flowers en el segundo, y evitando un claro punto que con este reglamento no subió al marcador.

En el minuto 13 por fin junta Serra a sus dos torres yankees, Ruland y Phillips. A la vez vuelve Boswell... y el Barça que vuelve a ponerse en zona. La 5ª falta de Cattini no parece cambiar mucho... salvo que devuelve a la cancha otra vez a Riva, que inmediatamente clava un par de suspensiones de las suyas. Barça, +3.

Una ingenua falta de ataque en el bloqueo de Phillips devuelve a la cancha a De la Cruz. Extrañamente, hay tiros libres para Squibb. ¡El reglamento ha cambiado tanto! Minuto 15, 75 iguales.

Toca polémica. Una afortunada canasta de De la Cruz con claro adicional concedida por Arabadjan es convertida en pasos previos por Mainini... Las imágenes no aclaran nada, pues están con una repetición previa. El único comentarista Jose Félix Pons, tampoco. Lo que podría haber sido un 81-77 se convierte en un 78-81, tras dos rapidísimas canastas de Marzorati, que parece aprovecharse de la indecisión general. Si cuando el refranero popular dice que sabe más el zorro por viejo que por zorro…

Menos mal, a dos minutos de la conclusión llega la 5ª de Tom Boswell, martillo pilón en el rebote de ataque. Sibilio, desde la línea, consigue su único punto de todo el partido. A 1:15, 82-83 Squibb.

En la siguiente posesión, a 00:50, 5ª falta de Ruland, que se ha marcado un muy buen partido. Vuelve Phillips... y Tombolato, que dispone de un 3x2 desde la línea. Anota sólo el segundo, pero Flowers rebotea en ataque, y 25 segundos después de que maree Marzorati la bola, clava un tirito que pone a su equipo 82-86. Hasta Epi falla un tiro claro, y el marcador que no se mueve. Final.

Por el Barcelona jugaron y anotaron: Creus 4, Epi 28, Sibilio 1, De la Cruz 19 y Ruland 17 -quinteto inicial-, Solozábal 2, Ansa 9 y Phillips 2.

Por el Squibb Cantú: Marzorati 14, Riva 15, Bariviera 6, Boswell 18 y Flowers 14 -quinteto inicial-, Innocentin 6, Cattini 4 y Tombolato 9.

Hay críticas posteriores a los árbitros. Una de ellas cuenta que los árbitros fueron sorprendidos por unos aficionados culés cenando en un céntrico restaurante el día previo a la final con la directiva canturina, que se había negado a hacer la cena con los árbitros conjunta a la del Barça... Antoni Serra llamó "mafiosos" a los directivos rivales cuando fueron a saludarle acabado el partido. Pero la verdad es que no hubo muchos ríos de tinta. Y la razón es que justo un día después el Joventut derrotaba sorprendentemente y en un épico partido al Carrera Venecia en la final de la Copa Korac, disputada casualmente en el Palau Blaugrana.

Novio
(Redactor independiente)

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-