Crónica

Sergio saca la casta de nuevo para meter al Real Madrid en la final (69-59)
¡El Real Madrid a la Final! El equipo de Ettore Messina encontró en los jóvenes Llull, Suárez y Rodríguez la inspiración para doblegar al Power Electronics Valencia (69-59) que pagó demasiados caros sus propios errores


69-59

EstadísticasListado de jugadas
Crónica del partidoFotos del partido
ACB360: En diferidoACBTV: Resumen del choque
ACBTV: Contraataque perfectoACBTV: Sergio ojos en la nuca
Rueda de prensa MessinaPesic: "No tuvimos paciencia"
Declaraciones postpartidoACBTV: Homenaje a Montes


Suárez, determinante (ACB Photo)

Redacción, 12 feb. 2011.- El Real Madrid volvió a la Final de la Copa del Rey gracias al carácter de sus jugadores más jóvenes. Carlos Suárez, Sergio Llull y, sobretodo, Sergio Rodríguez, sacaron el carácter necesario en el momento decisivo para llevarse un partido que llegaron a perder por 13 puntos.

El Power Electronics Valencia jugó de forma inteligente durante 30 minutos, pero acusó las imprecisiones en el tiro y, sobre todo, las pérdidas de balón para acabar siendo eliminado de la competición. Gran paso adelante de un Real Madrid que no encontró en ningún momento el ritmo de juego que quería Messina, pero que demostró que tiene carácter y talento para ganar a cualquiera. Hoy, al equipo más en forma de la liga por 10 puntos: 69-59.

Peones y robos

Hay partidos que son como partidas de ajedrez, con aberturas clásicas y sorpresas, con respeto mútuo y un periodo de tanteo. Así empezó la primera semifinal de la Copa del Rey de Madrid, con Ettore Messina metiendo a Novica Velickovic (jugó 3 minutos sin aportación estadística en el partido de cuartos) en el quinteto titular y no cambiando ni a un jugador durante los primeros 5 minutos y medio. El Power Electronics Valencia no quiso enseñar tampoco más cartas hasta que el entrenador italiano moviera la primera ficha.


Respondió Svetislav Pesic con una excelente defensa que impidió el juego interior blanco y que impidió que el equipo de la capital pudiera anotar un tiro de campo hasta el minuto 6 (Llull). El ritmo del partido se resintió, aunque la intensidad no disminuyó en ningún momento al abrir la rotación a casi todos los jugadores, con la defensa y los robos como factor decisivo (13 robos en el primer cuarto entre ambos equipos).

El respeto y el tanteo entre los dos contendientes no podía acabar de otra forma tras los 10 primeros minutos de juego: 11-14 para los valencianos.

Con las cartas sobre la mesa, el Power domina

Pesic y Messina amagaron con rotar la posición de base, pero Sergio Rodríguez y De Colo no estuvieron más que 4 minutos en pista. Poco cambió en el guión de la segunda parte, los valencianos seguían alimentándose de los robos (gracias a una fructífera aunque esporádica presión a toda la pista) y los contraataques para alcanzar una diferencia de 7 puntos (13-21) en el minuto 13, tras técnica a Prigioni por protestar.

Resultó ser un punto de inflexión… que benefició al Real Madrid. Felipe Reyes y Carlos Suárez aprovecharon el parón ofensivo de un Power Electronics Valencia que no conseguía quitarse de encima las precisiones (13 pérdidas en los primeros 15 minutos) para volver a igualar el choque con un parcial de 8-0.


Y pareció que una vez empatados a 21, testadas las posibilidades y vistas las cartas era momento de apretar el acelerador. Lo hizo primero el Power Electronics Valencia, que reaccionó al parcial con siete puntos de Rafa Martínez y un brutal mate en contraataque de Claver para dejar el marcador a su favor con la máxima diferencia tras los primeros veinte minutos de juego a pesar del acierto en el triple de Llull (quien ejerció de base durante casi todo el segundo cuarto) y Tucker: 27-35.

Llull y Suárez sacan el carácter a relucir

Empezó la segunda mitad con un triple de Cook que ponía la ventaja en un máximo de 13… pero sólo fue un espejismo. Las pérdidas de balón del Power Electronics Valencia (tres en los primeros tres minutos) siguieron castigando al equipo de Pesic que vio como Llull y Suárez se encargaban de liderar un parcial de 9-0 que devolvía la vida al equipo madrileño (36-40) y de paso quitaban peso a los cargados hombros y los encogidos brazos blancos.

Tiempo muerto de Pesic, que no quería dejar escapar la ventaja, por corta que fuera y volvía a su fórmula, a controlar el partido y los tiempos, a hacer pagar al Real Madrid por cada uno de sus errores, como la cuarta falta de Tomic o la precipitación de Rodríguez. El problema en el lado valenciano eran los propios errores: hasta 22 pérdidas de balón al final del tercer cuarto. Casi un milagro llegar a este punto con alguna ventaja, por pequeña que sea: 46-48.

El Power Electronics se pierde entre pérdidas

El cuarto decisivo empezó con una declaración de intenciones del Real Madrid, triple de Tucker y primera ventaja en todo el partido (49-48). Aunque las faltas y las pérdidas de balón (47 en el total del partido entre dos equipos) no permitían que ninguno de los dos equipos cogiera ritmo, la emoción de la semifinal crecía por momentos.

El triple de Tucker no fue más que el anticipo de lo que iba a venir; Suárez y Mirotic añadieron su lanzamiento exterior para pasar a controlar el marcador (55-52). Sergio Rodríguez superó las seis pérdidas de balón acumuladas para ir ganando peso y consistencia a lo largo del partido, a lo que añadió su habitual genialidad para asistir con un pase de fantasía a Fischer y lograr la mayor ventaja del cuarto: 59-54.

Sergio tomó el mando del partido y ya no lo soltó. El Power Electronics Valencia no fue capaz de encontrar el camino hacia el aro, con malos porcentajes que sentenciaron el partido en los últimos minutos. El base canario dio la vuelta al partido, sacó la casta que lleva dentro, superó los malos momentos y levantó a los aficionados de la grada. Casi nada en apenas 10 minutos.

Volvió al banquillo con sólo un minuto por jugarse y 9 puntos arriba para los suyos (65-56). Su trabajo estaba más que hecho. nueva final para el equipo de Messina, que supo sufrir y reaccionar a tiempo para llevarse un partido más emotivo que inteligente, más físico que de acierto que acabó con un final menos emocionante de lo esperado tras la igualdad de los primeros 30 minutos.

Lo intentó Cook desde 6,75, pero la semifinal ya estaba sentenciada: 69-59 y el Valencia fuera de la competición pagando muy caros sus propios errores.

¿Quién ganará la Copa?

Creo que ganará el
Real Madrid

Creo que ganará el
Regal F.C. Barcelona

Roc Massaguer
@rmassaguer
ACB.COM

Últimos artículos relacionados con Valencia Basket Club S.A.D.
Últimos artículos relacionados con Real Madrid C. De F.



© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos