Artículo

Luis Castillo comparece para hablar de la situación actual del Lucentum
El presidente de Lucentum Alicante habló de las dificultades que está encontrando el equipo para salir a competir en Adecco Oro. "Vamos a jugar donde nos podamos permitir jugar", dijo

Redacción, 28 Jun. 2013.-El presidente del Lucentum Alicante ha comparecido hoy en rueda de prensa para explicar la situación del equipo de cara a la próxima temporada. El mandatario lucentino se ha reunido con el esto del Consejo de Administración en el que también estaban presentes los representantes del Ayuntamiento de Alicante, máximo accionista del club. Castillo ha declarado que todavía no hay nada cerrado y que se sigue trabajando para buscar la mejor solución a la actual situación de la entidad. “Hemos convocado esta rueda de prensa porque hace mucho tiempo que no hablo, y sabéis no es costumbre en mí estar tanto tiempo sin hablar pero es que no hay muchas novedades”, ha señalado el presidente a los medios de comunicación presentes nada más llegar.

“Lo que este Consejo quiere transmitir es que la participación en Adecco Oro es francamente difícil. Vamos a jugar donde nos podamos permitir jugar. Jugar en la Adecco Oro implica un aval de 180.000 euros, que la temporada pasada presté yo personalmente, más una aportación de 40.000 euros y un presupuesto que hoy por hoy no está cubierto. Ahora solo estamos cubiertos por la subvención del Ayuntamiento. Salvo que encontremos una empresa privada o la Diputación se sume a este proyecto, será difícil jugar en Adecco Oro. De todas formas, nos hemos marcado un plazo para seguir trabajando”
, ha asegurado el presidente.

Y es que Castillo quiere que la ciudad se involucre, empezando por la Diputación de Alicante, a la que simplemente le pide que utilice el Lucentum como un medio de promoción, que vea las posibilidades de invertir en el equipo de todos los alicantinos: “Nada más que se incorporara la Diputación con unos 300.000 euros y lo que consigamos nosotros más la subvención del Ayuntamiento, yo me ofrezco a volver a poner el dinero del aval, con la posibilidad de perderlo. La Diputación tiene que pensar que es el momento de demostrar que el Lucentum es el equipo de la provincia, es el momento de demostrar que quiere a los alicantinos. Tengo la esperanza de que alguien haga reconsiderar a Luisa Pastor, la presidenta de la Diputación, su postura, porque aquí hay una cosa que se llama Costa Blanca y que tiene que vender y Lucentum es un vehículo de venta perfecto. Un equipo que le ha proporcionado a la ciudad 80.000 espectadores de media de audiencia en el Play Off. No es tanto dinero para la Diputación y no digo que le quite el dinero a otra cosa, sino que utilicen el Lucentum como medio de venta de la Costa Blanca y haga feliz a muchos alicantinos y tengamos equipo en Adecco Oro”.

Respecto a su continuidad como presidente del Lucentum, Castillo ha declarado que “el Ayuntamiento me ha pedido que aplace cualquier situación sobre mi continuidad hasta que se apuren los plazos para saber dónde jugaremos y, lo que más me preocupa, que el club siga adelante y que los niños puedan seguir teniendo basket en Alicante”. “Quiero seguir trabajando, intentar concienciar a algún empresario o institución de que es muy importante para la ciudad seguir compitiendo al máximo nivel. Pero no voy a presidir ningún club que firme compromisos de pago por un millón y luego ingrese 700.000. Voy a apurar todas mis opciones de que no se interprete que voy a abandonar al Lucentum en los momentos más difíciles, porque juguemos donde juguemos hay que jugar con dignidad. Son momentos difíciles pero tenemos que ser realistas y valientes y estar donde tengamos que estar. Y si el Ayuntamiento me pide que aguante un tiempo más y que este debate lo abramos cuando sepamos en qué división jugamos, lo veo bien”, ha asegurado el presidente.

No obstante, Luis Castillo no ha cerrado la puerta a la llegada de nuevos directivos: “El Ayuntamiento me ha transmitido que la labor de estos años es muy buena y que si se me pasa por la cabeza marcharme corre un riesgo serio el proyecto, además, ahora no hay otra opción de continuidad. La alegría más grande que me podían haber dado hoy es que me dijeran que hay un empresario fuerte que quiere entrar en el Lucentum, porque le pondría la alfombra roja. Pero Alicante no tiene eso. Voy a trabajar el primero en encontrar la persona que me pueda sustituir dado el caso. La semana pasada hablamos con algunos empresarios y esta próxima semana tenemos más reuniones con otros. Yo no quiero abandonar al Lucentum en esta situación”.

Lo que ha querido dejar claro el presidente en esa comparecencia es que el Lucentum debe de ser consciente de su realidad, ser “valiente y ver de qué dispone”. “Si no es Adecco Oro, lo importante es que el club exista en la categoría que sea. La historia de este país está llena de casos de equipos que han tenido que bajar y luego han resurgido. Es un sinvivir firmar 100 y luego pagar 80; es un sinvivir estar con tu gente que es brutalmente buena y muy eficiente y no poder pagarles, así que hay que ser valientes, ver de qué disponemos y actuar en consecuencia”, ha manifestado.

Así las cosas, Castillo no ha cerrado la puerta a jugar en Adecco Oro, pero ha reconocido que es difícil hacer frente a una categoría en la que como mínimo habría que hacer frente a un presupuesto de unos 800.000 euros. “La inscripción en la Adecco Oro se acaba el viernes que viene pero el año pasado el aval lo presentamos mucho más tarde. Para el viernes que viene es imposible, pero si se puede alargar un poco hablaremos con la Federación y les mandaremos una carta para ver cómo está la situación, pero es muy complicado que podamos jugar en la Adecco Oro. Ahora me preocupan más los campus, los niños, los chavales de la base”, ha admitido.

Castillo ha sido cuestionado acerca de la carta que la Generalitat Valenciana le ha enviado al club para que desaloje el Centro de Tecnificación. “La Generalitat demuestra una falta de sensibilidad total a nuestro club pero no solo por la carta. Hay otras cuestiones como por ejemplo que la persona que firma esa carta (Mateo Castellá) estaba en Alicante el día que podíamos haber ascendido contra Andorra en casa y estuvo presente en un intrascendente Hércules-Murcia que se jugó antes y no fue capaz de cruzar 50 metros para venir a ver un posible ascenso del Lucentum. Valencia esta muy lejos de Alicante. Yo prefiero jugar en cualquier cancha pero con dignidad, no volvería a pisar el Centro de Tecnificación nunca. La Generalitat se fue del Consejo en un momento muy complicado y ahora nos mandan esta carta en este momento. Me hubiera gustado una carta preocupándose de porqué no hemos podido subir, qué necesitamos para ascender… pero lo único que les preocupa es cobrar los 22.000 euros”, ha señalado el presidente del Lucentum.

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos