Crónica

Real Madrid afianza su liderato tras un sufrido triunfo en Fuenlabrada (76-79)

Sufriendo hasta el último segundo, el Real Madrid consiguió salir con el triunfo en el bolsillo de su visita a la cancha del Alta Gestión Fuenlabrada (76-79)

El Real Madrid se llevó el triunfo ante un rival muy luchador (Foto EFE)
© EFE
  


Fuenlabrada (Madrid), 20 ene. 2008 (EFE).- El Real Madrid afianzó su liderato en la Liga ACB tras ganar, sin alardes y sufriendo, en el feudo de un encomiable y mermado por las lesiones Alta Gestión Fuenlabrada que, a pesar de ir siempre por detrás, no se rindió nunca.

El base catalán Ferran López marró un lanzamiento de tres puntos a falta de 12 segundos para el final que pudo haber forzado la prórroga.

El triunfo madridista se fundamentó en la enorme diferencia en cuanto a profundidad de plantilla. Además, cuando los blancos olían el peligro, el base turco Kerem Tunçeri, el escolta estadounidense Louis Bullock, y el pívot cordobés Felipe Reyes salían al rescate.

Las pérdidas de balón locales, 14 en total, incluidos hasta 5 fallos debajo de canasta de los fuenlabreños también supusieron una rémora para las aspiraciones del equipo dirigido por Luis Casimiro.

El mando del partido correspondió a los visitantes, aunque en ningún momento obtuvieron ventajas definitivas. Eso sí, ya en el primer cuarto, con un marcador de 12-21 se podía atisbar un previsible triunfo de los blancos.

El Real Madrid ganaba con cierta holgura sólo porque fallaba menos que su rival. El poder reboteador de Felipe Reyes también se hacía notar a pesar de no salir en el quinteto inicial.

En el segundo cuarto, la máxima diferencia llegó hasta los 10 puntos (18-28, minuto 15). Justo en ese instante apareció el orgullo local, colocando un parcial de 10-1, al que ayudaron los dos triples seguidos convertidos por el alero madrileño José Antonio Paraíso. Con 28-29, a falta de dos minutos para el descanso, Kerem Tunçeri convirtió dos lanzamientos de tres puntos que desahogaron a los suyos antes de acudir al túnel de vestuarios (33-37).

El tercer cuarto supuso la confirmación momentánea de la superioridad visitante. Bullock y el pívot montenegrino Blagota Sekulic tomaron la iniciativa ofensiva y el actual campeón de Liga llegó a marcharse en dos ocasiones hasta de 14 puntos, la última casi coincidiendo con la bocina que señalaba el final del tercer cuarto tras, un vez más, un triple del sempiterno Tunçeri que dejó un 47-61 casi resolutivo.

El último acto fue desastroso por los visitantes, y más teniendo en cuenta que Bullock dispuso de 8 tiros libres que, como casi siempre convirtió. Aún así, el Alta Gestión Fuenlabrada apretó al límite su defensa y provocó múltiples pérdidas de balón en los madridistas.

El base croata Iván Tomás y Paraíso, con su anotación, fueron acortando poco a las distancias. Los dos equipos entraron en el último minuto con 69-75 en el marcador. Un triple convertido por Tomas a falta de 28 segundos colocó el luminoso en 72-75. Bullock replicó con la conversión de dos tiros libres. Tras una canasta del escolta serbio del Alta Gestión Fuenlabrada Vuk Radivojevic el marcador se colocó en un ajustado 74-77.

Después de robar el balón tras el saque de fondo posterior tuvo lugar el ya citado fallo del triple de Ferran López. Dos tiros libres metidos por Felipe Reyes y una rapidísima canasta de Radivojevic pusieron en el electrónico el resultado final. El base mallorquín del Real Madrid Sergio Llull se permitió fallar dos tiros libres a falta de 4 segundos, pero el rebote del segundo tiro le cayó a él mismo consumiéndose el tiempo hasta el bocinazo final.

76 - Alta Gestión Fuenlabrada (12+21+14+29): Ferran López (7), Blanco (4), Paraíso (16), Guardia (13), Ramos (2), -cinco inicial-, Sandes (2), Wideman (7), Ivan Tomas 810), Radivojevic (15).

79 - Real Madrid (21+16+24+18): Llull (8), Bullock (17), Mumbrú (6), Sekulic (11), Papadopoulos (4) -cinco inicial-, Pelekanos (2), Smith (5), Reyes (8), Hervelle (9), Tunceri (8).

Árbitros: Pérez Pérez, García González y Muñoz. Eliminado Tomas (m.40).

Incidencias: Lleno absoluto -5.700 espectadores- en el pabellón Fernando Martín de Fuenlabrada. Partido de la decimoctava jornada de la ACB.